Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La final de Copa se jugará el 16 de abril en Mestalla

El Madrid y el Barça acuerdan esa fecha en la reunión de este jueves con la Federación

El duelo se disputará a las 21.30 y cada club dispondrá de 19.350 entradas

La semifinales de la Champions (22 y 23 de abril) han condicionado la decisión

Mesis y Essien, en el partido de ida de semifinales de la Copa del Rey de 2013. Ampliar foto
Mesis y Essien, en el partido de ida de semifinales de la Copa del Rey de 2013.

El miércoles 16 de abril es la fecha definitiva por la que se han decidido Real Madrid y Barcelona para disputar la final de la Copa del Rey, que se celebrará en el estadio de Mestalla a las 21.30. Así lo comunicó este jueves por la tarde la Federación Española de Fútbol, tras una reunión con varios representantes de los clubes implicados. La posibilidad de que ambos equipos alcancen las semifinales de la Liga de Campeones, que se jugarían la siguiente semana, ha forzado el adelanto de la final, prevista en un principio para el sábado 19.

“Ha pesado mucho la posibilidad de que el Barcelona, el Madrid o ambos disputen las semifinales de la Liga de Campeones. Hemos pensado que cuantos más días tengan los equipos para preparar ese partido tan importante era mejor”, aseguró Emilio Butragueño, director de Relaciones Institucionales del Madrid tras conocerse la fecha. Las otras dos fechas que se barajaron fueron la del Jueves y Viernes Santo.

Tanto Real Madrid como Barcelona dispondrán de 19.350 entradas. “Las más baratas van a tener una rebaja del 25% respecto a la final de 2011 [disputada por los dos grandes también en Mestalla]. Las más caras costarán 240 euros y las de menos precio, 45 euros. Somos conscientes de cómo está la situación”, dijo el representante del Madrid. Entonces, las entradas más baratas costaban 60 euros. “El descenso en el precio creo que es muy importante para la afición”, añadió Javier Bordas, directivo del Barcelona.

Las entradas costarán entre 240 euros y 45, un 25% menos que en la cita de 2011

El reparto es el mismo que el de la final que los mismos equipos disputaron en 2011, un 40% para cada club y un 20% para la federación. “Creo que este partido es uno de los más atractivos del mundo, por lo que seguramente serán muy pocas para todos aquellos que quieran presenciarlo”, añadió el representante madridista.

Sobre la fecha definitiva, Butragueño incidió: “Es una buena noticia para las plantillas y los entrenadores. Hace dos años, nos tocó jugar contra el Barcelona en mitad de las semifinales y tanto nosotros como ellos lo acusamos mucho. No queremos que vuelva a suceder y ante esa posibilidad hemos intentado que los equipos lleguen de la mejor manera posible a una eliminatoria que va a ser extremadamente igualada”, declaró. Los partidos de ida de las semifinales de Champions se celebrarán el 22 y el 23 de abril.

El escenario, Mestalla, será el mismo que hace tres años albergó la última final entre el equipo blanco y el azulgrana. En 2011 se impuso el Madrid con un gol de Cristiano Ronaldo en la prórroga. Será la décima final que acoja el estadio valencianista y la cuarta que enfrentará a estos dos equipos en terreno valencianista. Las tres anteriores se resolvieron con dos triunfos para el Real Madrid, que ganó en 1936 (2-1) y 2011 (1-0), y con uno del Barcelona, que se impuso en 1990 (2-0).

Cuando en 2009 se fijó la final entre el Athletic y el Barcelona en Mestalla, se consideraba que iba a ser la última que se celebraría en este estadio, pues las obras del nuevo campo del Valencia ya se habían iniciado. Sin embargo, estas llevan cinco años paralizadas y Mestalla continúa en uso, lo que propició la disputa de la final de 2011.

El del 16 de abril será el séptimo clásico por el título en la historia de la competición, que data desde 1903. Será además la final del desempate, ya que ambos equipos se han impuesto en tres ocasiones distintas. La rivalidad arrancó en 1936, con triunfo blanco (2-1).

El Barcelona ha sido el club al que mejor le ha ido ido en las finales jugadas en Valencia. El club azulgrana alzó la copa en 1926, 1990, 1998 y 2009. El Madrid ha conseguido tres títulos (1936, 1993 y 2011), mientras que el Espanyol, dos (1929 y 2000).

Los derrotados en finales jugadas en Mestalla son el Atlético de Madrid, Real Madrid y Barcelona, en dos ocasiones cada uno, además de Zaragoza, Mallorca y Athletic de Bilbao. Las nueve finales anteriores se han resuelto con un total de 26 goles, sin contabilizar los de la tanda de penaltis que disputaron Barcelona y Mallorca en 1998.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información