Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

“¡Están locos!”

Miles de personas se acercan hasta el Moll de Fusta para ver el espectacular debut mundialista de los saltos desde 27 metros

El salto del ruso Silchenko desde 27 metros Ver fotogalería
El salto del ruso Silchenko desde 27 metros GETTY

En la zona preparada para recibir a los deportistas había más gente que cuando se corrieron las pruebas de aguas abiertas. Eso no sería llamativo si la cantidad de competidores fuera similar, y saltadores hay sólo 13. “Incluso se acercaron deportistas de otras disciplinas mucho más que de lo que acostumbran. Tuvimos que habilitar esta zona”, comentaron los organizadores. Las gradas dispuestas frente a las plataformas también estaban colmadas. Y a lo largo de la costanera otros miles se acodaron frente al muelle para ver a los especialistas saltar desde 27 metros.

Sobre la calidad y los estilos de los saltos poco tenían para decir los espectadores. En lo que sí había consenso era en la opinión sobre el grado de cordura de los competidores: “¡Están locos!”, decía más de uno.

La tarde se presentó en perfectas condiciones climáticas para la competición. El viento no era lo suficientemente fuerte como para poner en peligro los saltos, pero sí para mitigar el calor de los espectadores. El sol quedó a espaldas de quienes disfrutaban de las acrobacias y en su camino al ocaso dejó postales únicas. Cada vez que alguno de los saltadores se colocaba en la plataforma podía verse desde la pantalla gigante parte del Mediterráneo, sus barcos, Montjuïc y el resto de la ciudad.

El martes dará comienzo y fin la competición de mujeres (20 metros) de saltos de gran altura. El miércoles, también desde las 16.00, se completarán los tres últimos saltos de los hombres y se repartirán las medallas. “Espero que vuelva a darse todo así de bien. Hoy las condiciones han sido maravillosas, ha sido un auspicioso comienzo. Nos encanta formar parte del Mundial de natación”, dijo Orlando Duque, colombiano y líder momentáneo, antes de retirarse de la sede del Moll de Fusta.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información