Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Swansea elimina al Chelsea y jugará la final de la Copa

Los de Laudrup apean al conjunto de Rafa Benítez y pelearán por el título con el Bradford, de Cuarta División

El recogepelotas, tras la agresión de Hazard.
El recogepelotas, tras la agresión de Hazard. AFP

El Swansea jugará la final de la Copa de la Liga inglesa, tras conseguir un empate a cero ante el Chelsea que hacía bueno el 0-2 de la ida, en Stamford Brigde. El equipo del técnico Michael Laudrup tendrá como rival en la final al modesto Bradford, de la Cuarta División, que culminó la gran sorpresa de la ronda al eliminar al Aston Villa.

El equipo de Rafa Benítez no fue capaz de marcar un solo tanto a los de Laudrup en el Liberty Stadium de Swansea, a pesar de que gozó de ocasiones, especialmente en la primera mitad. El senegalés Demba Ba fue titular en el equipo londinense en detrimento de Fernando Torres, que saltó al terreno de juego en el minuto 82, en sustitución el brasileño Oscar, cuando ya el Chelsea intentaba a la desesperada lo que parecía imposible, después de que fuese expulsado el belga Hazard por propinar una patada a un recogepelotas que retenía el balón.

Pido perdón

Hazard, jugador del Chelsea

"Se han pedido disculpas mutuamente", advirtió Rafael Benítez, el técnico provisional del Chelsea. "Los dos saben que ambos se equivocaron. El recogepelotas estaba perdiendo tiempo. Hazard quería recuperar el balón rápidamente y estaba dándole patadas. Los dos cometieron un error", añadió. "Nos enfrentaremos a esta situación internamente".

"Pido perdón", dijo luego. "El recogepelotas vino al vestuario y tuvimos una conversación rápida. Le pedí disculpas y él se disculpó también. Tema terminado", continuó. "El chico puso todo su cuerpo para proteger la pelota, que es lo que yo estaba intentando golpear. Sigo pensando que lo que golpeé fue a la pelota y no a él".

La acción no pasó desapercibida en las redes sociales. "Para aquellos que preguntáis, a mis ojos es tarjeta roja", reaccionó Rio Ferdinand, defensa del Manchester United. "Desafortunadamente, los jugadores a veces ponemos en situaciones difíciles a los árbitros".

"Increíble que el árbitro expulsara a Hazard", dijo Garth Bale, del Tottenham.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información