Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La zaga de prueba

Mourinho no atiende a la cantera y, ante las bajas de Arbeloa, Coentrão y Marcelo, apuesta por Essien como lateral

Essien disputa un balón con Augusto Fernández. Ampliar foto
Essien disputa un balón con Augusto Fernández.

Realmente daba igual quién iba a ocupar el lateral izquierdo en el Real Madrid. Al menos ante el Celta, que estuvo más pendiente de defenderse que de atacar. Tanto, que la primera incursión del equipo visitante por esa banda llegó en el minuto 38. Daba igual. A partir del partido del miércoles contra el Borussia Dortmund, alemán, quizás menos. Por el rival, por el escenario y porque el portugués José Mourinho no podrá rotar.

Ha elegido a Essien —el fichaje que en su presentación se refirió al técnico como su daddy [papi]— para cubrir la baja del brasileño Marcelo y de ahí no se moverá. Al menos hasta que vuelvan uno entre Arbeloa y Coentrão (tres y cuatro semanas de baja). Eso dio a entender Mourinho el viernes en la sala de prensa de Valdebebas. “Tenemos opciones. Tenemos a gente que sin ser lateral izquierdo se tiene que adaptar a jugar ahí (...) porque los que no están ya están fuera y por mucho tiempo”, explicó. Eso es: lo del Bernabéu fue un ensayo general de cara al partido de Champions del miércoles. El exjugador del Chelsea no defraudó al entrenador portugués: fue el futbolista de los dos equipos que más balones recuperó durante el partido (13), además de acertar en 50 de los 55 pases que intentó. “La respuesta que hemos tenido de Michael era la que se esperaba”, contestó Karanka cuando le preguntaron si no era el día idóneo para que jugara el canterano Nacho. “Cuando se ficha a Michael es porque es un jugador de sobra conocido… cumple en todas las posiciones. Hoy era un partido muy importante después de los parones”, prosiguió el ayudante del técnico portugués.

La cantera para Mourinho no es una garantía: Essien sí, siempre lo ha sido, por eso le fichó este verano

Que Mourinho no iba a elegir a Nacho para que ocupara el lateral quedó igual de claro el viernes en la ciudad deportiva de Valdebebas. “He pensado en Nacho, claro”, dijo Mourinho. “Pero también en otros… Lo decidí muy rápido. No he estado días perdiendo el sueño pensando en eso”, añadió. La cantera para él no es una garantía: Essien sí, siempre lo ha sido, por eso le fichó este verano. Tácticamente no falla, otra cosa es cómo afronte el despliegue y aguante físico que requiere esa posición.

Mourinho alineó un equipo menos habitual que de costumbre si se tiene en cuenta que jugaron juntos Xabi Alonso, Modric, Özil y el rescatado Kaká (primer partido de Liga como titular). Los que marcan, sin embargo, son los de siempre: Cristiano (de penalti) e Higuaín. El Pipa también volvió tocado de su partido con Argentina. Pero superó la prueba el viernes y al portero del Celta ayer. Si era un centro o un remate, basta con mirar la sonrisa con la que lo celebró.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información