Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

“Esto no es un club de petanca”

Florentino Pérez dice que el brasileño, que no juega y al que Mourinho buscó una salida, es un activo del club

Los socios aprueban endurecer la reforma estatutaria para acceder a la presidencia

Florentino Pérez, durante la votación del presupuesto. Ampliar foto
Florentino Pérez, durante la votación del presupuesto. EFE

“Aquí no puede venir cualquiera con un poco de labia y quedarse con el club. Esto no es un club de petanca”. Florentino Pérez habló ayer del Madrid como “de la mejor institución deportiva del mundo”, entrenada por “el mejor entrenador del mundo”. Un técnico ganador, con valores, al que a veces se malinterpreta. “El paso cualitativo de los últimos años, mucho tiene que ver con Mourinho. Entiende lo que es el Madrid, valora su historia y defiende sus valores y su prestigio. Es un ganador y es como es y alguien a veces le malinterpreta”, aseguró Pérez. “Yo lo he defendido y lo seguiré haciendo. Es difícil de entender que una persona reciba esas críticas que a veces son insultos y que en los medios no se castigan sino que se alimentan. Muchas veces vienen de niños que se ganan el prestigio en sus medios metiéndose con el entrenador”, prosiguió.

En el día en que el máximo mandatario del Madrid sometía a votación unas normas que endurecen el acceso a la presidencia, cerrando la puerta a los socios con menos de 20 años de antigüedad y a los magnates extranjeros, también defendió a su técnico. Durante la semana había confesado a los compromisarios con los que se iba reuniendo que a Mourinho le había costado entender lo que era el Real Madrid. “Otra cosa es cómo los medios se hayan hecho eco de esas frases…”, dijo ayer. “Nos sentimos especialmente felices porque se ha vinculado hasta 2016. Mourinho nos transmite su energía, conocimientos, pasión por la victoria e identificación con el espíritu del Real Madrid”, dijo.

Pérez habló del Madrid como una institución de “leyenda” construida sobre el principio fundamental del “juego limpio”, y de la necesidad de reformar los estatutos para garantizar que el club “sea siempre de los socios”. Algunos de los que tomaron la palabra ayer en la asamblea cuestionaron su planteamiento. “Recortar un abanico de candidatos que ya no es muy amplio nos hace menos democráticos”, le reprocharon.

Desde el punto de vista económico, Kaká nos ha salido bastante bien"

El caso es que la reforma impulsada por Pérez fue aprobada con 997 votos a favor y 100 en contra. Así que, a partir de las próxima elecciones (el próximo verano), solo podrá aspirar a hacerse con la presidencia el 43% de los algo más de 70.000 socios mayores de edad. Es decir, los que tengan más de 20 años de antigüedad (antes bastaba con 10); para ocupar el cargo de vicepresidente y de directivo, harán falta 15 y 10, respectivamente (5 de antes). “Pensamos que es razonable que quienes aspiren a esa responsabilidad se hayan impregnado de madridismo. Cuanto más sufres, más llevas los colores en el corazón”, explicó el presidente blanco.

Florentino Pérez, durante su intervención. ampliar foto
Florentino Pérez, durante su intervención. EFE

El aval bancario requerido (un 15% del presupuesto del club), además, tendrá que ser garantizado con el patrimonio de los candidatos. Tendrá que ser personal y proceder de entidades de crédito, bancos o cajas registrados. “Queremos que el aval no sea de unas islas de esas que no existen sino que proceda de bancos con caras y ojos. Los avales tienen que ser de los candidatos, de los 20. Si quiere venir un magnate, que venga y que se presente, pero en la candidatura. No quiero pensar mal de nadie, ni de los jeques árabes o rusos, pero esto es cosa de nuestros socios”, analizó Pérez, que aún no ha anunciado si volverá a presentarse a las elecciones.

El voto por correo también se modifica; se hará a través de notarios (los socios lo aprobaron con 1.031 votos a favor; 68 en contra). Los costes correrán a cargo del club que, con unos ingresos de 514 millones parece vivir ajeno a la crisis. “Para que el Madrid siga siendo de sus socios es necesario ostentar liderazgo económico”, dijo Pérez que dio por amortizados los 65 millones pagados por Kaká, que solo ha jugado 45 minutos este curso. “Desde el punto de vista económico es un jugador que nos ha salido bastante bien. Nunca hemos intentando venderle”.

Aquí no puede venir cualquiera con un poco de labia y quedarse con el club. Esto no es un club de petanca"

“El mundo admira al Real Madrid también por sus principios, que tienen que ver con un comportamiento y un modo de hacer las cosas ejemplares”, resumió el presidente. En esa forma ejemplar incluyó a Mourinho.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información