Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bolt enseña los dientes

El español Ángel David Rodríguez, que ha corrido en la serie del jamaicano, se clasifica para semifinales

El año más rápido del atletismo, con una veintena de hombres por debajo de los 100m, prometía unos Mundiales gloriosos. A algunos nos bastaba con volver a ver a Usain Bolt, el prodigioso jamaicano, este año menos prodigioso que nunca, en una gran prueba, esas que sacan el animal competitivo que lleva dentro, aunque no estén enfrente ni Tyson Gay, ni Asafa Powell, ni Steve Mullings, los más rápidos de 2011.

Por estas ausencias, y por las dudas sobre Bolt, las series de clasificación de los 100m eran especialmente interesantes en estos Mundiales de Daegu. Para ver cómo anda Bolt y cómo llegan los aspirantes a derrotarle. Primeras conclusiones. Bolt está. El jamaicano, que este año ha corrido en 9,88s, lejos de su estratosférica plusmarca mundial (9,58s) ganó fácil su serie con un muy buen tiempo de reacción (0,153), entre los más rápidos, y el mejor tiempo de todos los participantes (10,1s).

De hecho lo más relevante de la carrera de Bolt fue el duelo, sí han leído bien, el duelo que mantuvieron el británico Dwain Chambers y ¡el español Ángel David Rodríguez! El pájaro de Móstoles entró tercero, suficiente para clasificarse de forma directa para semifinales (10,37s), aunque se notó que iba a tope mientras el británico se dejaba ir los últimos 20 metros.

Del resto de series, algunas impresiones. Que a Yohan Blake, compañero de entrenamientos de Bolt, se le han pegado las buenas formas del campeón. Corre fácil y gana fácil. Ha logrado el segundo mejor tiempo (10,12s) y eso que salió mucho más lento de los tacos (0,182). Que Christophe Lemaitre, que parecía que lo había conseguido todo el año pasado, sigue mejorando. Logró la cuarta mejor marca de la noche de Daegu (10,14s), dejándose llevar. Y que Walter Dix, la referencia estadounidense, también puede dar la sorpresa (10,25s, suficiente para ganar). Makusha, ese zimbabuense que se entrena en Florida y algunos comparan con Carl Lewis porque también salta longitud, sufrió más de lo esperado (10,31s). Pero también cuenta. Siguiente parada, semifinales, mañana a las 11.30 de la mañana.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.