"Tengo ganas de que llegue la montaña"

Contador destaca la dureza de una semana plagada de accidentes

Tras siete días muy accidentados, en los que el pelotón se ha visto asaltado por las caídas, el viento y la lluvia, alguno que otro espera el rigor de la montaña como si se tratara de un descanso. Entre ellos se encuentra Alberto Contador, que probó el asfalto el miércoles: "Tengo ganas de que llegue la montaña. Mañana llega un terreno más selectivo en el que se van a poder sacar más conclusiones, aunque se ve por estos días de que la gente ya va un poco justa".

En el otro lado están los corredores a los que les cuesta subir, como el líder Thor Hushovd, que ha llevado el maillot amarillo desde la segunda jornada. "He mantenido el liderato durante seis días, algo casi perfecto", ha asegurado el noruego; "ahora, obviamente, es muy difícil que lo conserve y no lo vamos a defender". Otro que tampoco se desenvuelve con soltura en la montaña es José Joaquín Rojas. El campeón de España en ruta hoy estaba contento por recuperar el maillot verde, aunque ha destacado que no ha sido una etapa sencilla: "Ha sido una jornada de mucho peligro, con caídas, pinchazos, viento... aunque parezca de transición son etapas de mucho desgaste".

Más información
Esto es el Tour

La dureza de las etapas se expresa en dos bajas sonoras, antes incluso de acabar la primera semana de competición. Tom Boonen, que arrastraba las secuelas de una caída de hace unos días, y Bradley Wiggins, que se ha ido al suelo a falta de 38 kilómetros para la meta y que ha sido trasladado al hospital en ambulancia, no saldrán mañana desde Aigurande. "Es un día devastador para el equipo [el Sky]. Estaba en un estado de forma excepcional, se había preprado este Tour a Conciencia", se ha lamentado Dave Brailsford, máximo responsable del Sky.

Mark Cavendish mostraba un semblante totalmente distinto tras conseguir su segunda victoria de etapa en este Tour y no ha dudado en destacar la labor de su equipo para lograr el éxito de hoy. "Cuando me dejan a 150 metros, como hoy, no tengo que hacer mucho", ha afirmado el sprinter de Isla de Man. Mañana llegan las primeras montañas, en el Macizo Central, alegría para unos pocos, resignación para otros muchos.

Alberto Contador durante la séptima etapa del Tour.
Alberto Contador durante la séptima etapa del Tour.DENIS BALIBOUSE (REUTERS)

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS