El Lille acaricia su tercera Liga

El equipo de Rudy García vence al Sochaux y es virtual vencedor del campeonato francés

Bailes, saltos, abrazos y sonrisas en el césped. Bufandas lanzadas al aire y banderas en la grada. El Estadium Lille Métropole vivió una auténtica fiesta cuando el árbitro señaló el final del partido que el Lille ganó frente al Sochaux (1-0). El conjunto que dirige Rudi García no ha conquistado aún la Liga, pero futbolistas y aficionados se sienten ya campeones. El Lille aventaja en seis puntos al segundo clasificado, el Marsella, a falta de dos partidos. Tiene, además, una diferencia de goles de +31 por un +23 de sus perseguidores. Solo una catástrofe les impediría cantar el alirón.

El equipo de García está a solo un paso de escribir uno de los capítulos más brillantes de su historia. Después de conquistar el sábado pasado su sexta Copa tras vencer 1-0 al Paris Saint Germain, están a punto de hacerse con su tercera la Liga, la primera desde 1954. Un doblete que trae a la memoria aquellos felices años que vivió el club en los cuarenta y principios de los cincuenta, cuando se hizo con cinco Copas y dos Ligas. Su palmarés no se había modificado hasta el fin de semana pasado. Entre esa edad de oro y el presente, el Lille ha atravesado momentos muy delicados. Desde 1970 hasta 2000, el club se convirtió en un equipo ascensor que iba de Segunda a Primera y viceversa sin ningún objetivo concreto. Con el nuevo siglo, cambió su suerte y desde la temporada 2004/05 solo se ha quedado una campaña sin jugar en Europa. Ahora culmina esa trayectoria ascendente.

La buena temporada del equipo de García se ha basado en el buen rendimiento de sus dos jugadores clave: Gervinho y Sow, que no han parado de marcar goles. Gervinho, de 24 años, ha sido, precisamente, el autor del tanto que ha dado la victoria al Lille sobre el Sochaux. Su actuación pudo ser aún mejor, pero falló una ocasión de gol clarísima, con el portero en el suelo, tirando el balón muy arriba. Ha logrado 14 dianas este curso.

Sow se ha convertido, a sus 25 años, en la revelación del campeonato francés. Máximo goleador con 21 tantos, es uno de los principales artífices de los triunfos del Lille. Siempre atento, rápido y fuerte, Sow ha sorprendido a propios y extraños después de que el año pasado solo marcara tres goles con el Rennes en toda la temporada. Ya ha sonado para varios equipos grandes de Europa.

Los jugadores del Lille celebran su victoria al final del partido.
Los jugadores del Lille celebran su victoria al final del partido.PHILIPPE HUGUEN (AFP)

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS