_
_
_
_

El Barça vive en campo ajeno

Alves compite con los mejores delanteros del campeonato con su presencia ofensiva

A la hora que sea, sábado o domingo, martes o miércoles, y más allá de viajar el mismo día del partido cuando le toca jugar a domicilio o quedar en el estadio un par de horas antes si le toca el Camp Nou, el Barcelona de Pep Guardiola tiene otras costumbres diferenciales que le hacen un conjunto tan singular como reconocible desde el estilo. "Prefiero que mi equipo ataque porque cuando veo la pelota en el campo del rival sufro menos que cuando la veo en el mío", avisó el entrenador azulgrana el día de su presentación, hace tres temporadas. Obró en consecuencia, consiguió que sus jugadores se lo creyeran y el Barça se saltó la línea del medio campo para quedarse a vivir en terreno ajeno. Y ahí sigue.

Más información
Alta de Xavi y posible baja de Guardiola

Ningún equipo tira más a puerta y nadie marca más goles que el Barcelona, expresión lógica de una manera de vivir: no hay otro que toque más la pelota en terreno ajeno que el de Guardiola. Atendiendo a los datos acumulados hasta ahora, que no hacen sino confirmar las sensaciones, Iniesta, Messi Xavi y Alves son los cuatro futbolistas de la Liga que más veces han tocado el balón en el campo del adversario. El quinto es Cristiano Ronaldo, al que sigue Pedro.

La presencia de Alves, un lateral derecho, en el juego ofensivo del Barcelona es tan alta que contra el Athletic, por ejemplo, jugó más minutos y, por consiguiente, tocó más el balón, como extremo que como defensa. En ese partido, el análisis informático en poder del Barça demuestra que solo Villa y Pedro estuvieron más cerca de la portería contraria que el brasileño. Tiene una explicación: Messi, el tercer punta, en tanto que falso nueve, participa mucho más que Alves en la zona donde se cuece la jugada. "Con frecuencia, sobre todo en casa, Alves aparece más en el desenlace de la acción que en la primera o la segunda fase de la creación", asumen en el cuerpo técnico. En el estudio del último encuentro de la Liga en el Camp Nou se demuestra que, al margen del portero, Pinto, solo Piqué y Abidal intervinieron más en su propio campo que en el ajeno. El resto de los futbolistas vivieron en la parcela bilbaína.

A diferencia de Puyol y Valdés, que siguen de baja y entrenándose aparte de sus compañeros, Alves volverá al equipo con Xavi contra el Valencia, mañana en Mestalla, el único campo en el que Guardiola ha jugado dos veces y no ha ganado: 2-2 en el primer curso y 0-0 en el pasado. "Es un partido difícil", admitió Alves, que sigue sin llegar a un acuerdo para firmar la renovación de un contrato que termina el 30 de junio de 2012. "No me imagino mi vida sin el Barça, pero sí al Barça sin Alves", aseguró antes de decir que las diferencias con el club no son de dinero, pero sin especificar a qué se refería; "soy muy optimista y sé que se solucionará, pero no sé si todo el mundo quiere que yo siga".

La presencia de Alves en la sala de prensa del Camp Nou supuso que se le preguntara por las últimas declaraciones de José Mourinho después del empate del Madrid frente al Deportivo. El lateral entiende que el técnico portugués puede decir lo que le venga en gana: "Es muy inteligente. Trata de atraer la atención hacia él para que sus jugadores estén tranquilos, pero todos le acabarán descubriendo". No le parece mal: "Cada uno es libre de utilizar sus armas. Nosotros tenemos nuestra filosofía y de ella no salimos. Los demás, que hagan lo que quieran", incluso si se quejan de los horarios de los partidos; "no nos desestabilizarán porque nuestro escudo es muy fuerte. Nunca saldremos a quejarnos de nada. Aquí las excusas no sirven". Esta opinión fue suscrita por el presidente, Sandro Rosell: "Guardiola no se queja nunca".

"Nosotros nunca hemos dudado de la calidad de la plantilla", concluyó Alves cuando fue requerido por la actuación del equipo ante el Mallorca y, especialmente, por el buen rendimiento de Pinto, Adriano y Keita; "cada uno aportará su granito cuando le toque". Acto seguido, Alves, defensa con alma de delantero, salió corriendo.

Alves, en el entrenamiento de ayer.
Alves, en el entrenamiento de ayer.ALBERT GEA (Reuters)

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_