Nadal ciega a Djokovic

El español logra su segunda victoria ante el serbio, lastrado por sus problemas de vista, y estará en semifinales si le gana un set a Berdych

La Copa de Maestros, el torneo más grandilocuente del año, acabó girando alrededor de un objeto minúsculo. En la tensión de un set durísimo, más de 42 minutos para siete simples juegos, el serbio Novak Djokovic tuvo que pedir un alto al fuego, frenar sus acometidas y echarle agua a su ardoroso partido: tenía un problema con una lentilla. No veía. Rafael Nadal sacaba con 3-4 y 15-0. Tuvo que entrar el fisioterapeuta. No ayudó en nada su visita. Djokovic disputó ese juego como un ciego, incapaz de encontrarse con la pelota, desorientado y a oscuras, y acabó huyendo al vestuario, excusado por el juez de silla ("Un parón por las lentillas", dijo). A la vuelta de la caseta, roto el ritmo, frenado el duelo, bajó el pistón del partido: 7-5 y 6-2 en 1h51m para Nadal, que vio cómo a Djokovic le medía la vista un médico a mitad del partido.

Más información

Hasta que Djokovic empezó a jugar entre nieblas hubo un encuentro como un potro salvaje. Los dos jugadores intentaron domarlo mientras se repartían las roturas y los golpes. De la teórica similitud de estilos, dos maestros del juego de fondo, nació un encuentro rico en los contrastes. Djokovic quería ponerle velocidad al diálogo, y repartía sus golpes por toda la pista.

Nadal, mucho más entonado que en su primer encuentro contra el estadounidense Andy Roddick, le propuso una trampa en forma de media pista. El español siempre tentó al número tres a caminar hacia adelante. Con sus restos cortados al cuadro de saque, quiso convertir el duelo de potencia que le ofrecía el serbio en un combate de sutilezas, de mano, que le dicen los tenistas. Ahí se anudó Djokovic. Ahí, hasta que se le apagaron las luces al serbio, empezó a plantar Nadal una interesantísima senda táctica.

El español afronta ahora al checo Tomas Berdych con el colchón de sus dos victorias en la fase de grupos. La última jornada, sin embargo, no será un plácido paseo para el número uno del mundo. No tiene la clasificación asegurada, pero estará en semifinales si le gana un set a Berdych. Además, mirará de reojo a quién camina hacia semifinales por el otro lado. El suizo Roger Federer, líder con dos victorias en el Grupo B, también está muy bien colocado.

Las combinaciones de la jornada

- Si ganan Federer y Murray, el suizo pasaría como campeón de su grupo y el escocés quedaría segundo.

- Si ganan Soderling y Ferrer, se clasificarían el sueco y Federer.

- Si Soderling gana a Federer en dos sets y Murray hace lo mismo ante Ferrer, el español está eliminado. La clasificación dependería del número de juegos ganados.

- Si Soderling gana a Federer en dos parciales y Murray gana a Ferrer en tres, el sueco sería primero de grupo y Federer, segundo.

- Si Soderling vence a Federer en tres parciales y Murray gana a Ferrer en dos, Federer pasa como primero y el británico sería segundo.

- Si Soderling gana a Federer en tres mangas y Murray hace lo mismo ante Ferrer, Federer sería primero según el porcentaje de sets ganados y Murray se clasificaría como segundo.

- Si Federer gana a Soderling en dos sets y Ferrer vence en tres, el suizo sería primero y Murray se clasificaría como segundo.

- Si Federer gana a Soderling en tres parciales y Ferrer vence a Murray en dos, Federer sería primero y el sueco pasaría como segundo.

Si Federer gana a Soderling en tres sets y Ferrer hace lo mismo ante Murray, Federer sería primero y Murray segundo.

Lo más visto en...

Top 50