BALONCESTO | EUROLIGA

El Unicaja sólo planta cara

El conjunto andaluz cae ante el CSKA en el primer partido de la segunda fase gracias al acierto de Langdon y Siskaukas

El Unicaja ha debutado con derrota (86-78) en la segunda fase de la Euroliga y continúa sin vencer al CSKA Moscú, en un partido igualado, que se decantó a favor de los locales por la calidad de los aleros, el estadounidense Trajan Langdon y el lituano Ramunas Siskaukas, con 19 y 23 puntos, respectivamente. A pesar del frío de Moscú y el favoritismo del CSKA, Unicaja ha plantado batalla en los dos primeros cuartos, pero que todavía no ha podido ganar en las siete ocasiones en las que se han enfrentado ambos contendientes.

Una buena defensa y con el escolta estadounidense Juan Dixon como jugador resolutivo desde la línea exterior y el pívot escocés Robert Archibald, mostrando su superioridad en ambas zonas, los cajistas se mantuvieron en el encuentro sin excesivos problemas y solamente algunos errores impidieron irse al descanso con ventaja. A excepción de un comienzo exuberante del CSKA 19-9, minuto 9, el Unicaja supo tener un balance positivo entre el aspecto defensivo y ofensivo, con Dixon y el alero checo Jiri Welsch, que lograron puntos interesantes e importantes 30-30, minuto 17, y 37-37, minuto 19.

CSKA 86 - UNICAJA 78

CSKA Moscú (20+22+23+21): Planinic (4), Langdon (19), Siskauskas (23), Khryapa (12), Kaun (9) -cinco inicial- Holden (6), Mensah-Bonsu (3), Ponkrashov (0), Vorontsevich (9) y Sokolov (1).

Unicaja Málaga (15+23+19+21): Cook (3), Jiménez (2), Dixon (17), Lima (0), Archibald (16) -cinco inicial-, Freeland (8), Printezis (14), Dowdell (3), Welsch (12), Freire (3) y Rodríguez (0).

Árbitros: Voreadis (GRE), Pukl (SLO) y Koromilas (GRE).

Incidencias: Partido correspondiente a la primera jornada del grupo G de la segunda fase de la Euroliga, disputado en el Universal Sports Hall de Moscú (Rusia) ante cinco mil espectadores.

El equipo ruso también tuvo a sus tiradores infalibles como el escolta estadounidense Trajan Langdon, que acabó con 11 puntos el primer tiempo. El CSKA quiso evitar sorpresas y basó todo su juego en Langdon y el alero lituano Siskauskas, olvidándose del juego interior, aunque con estos dos jugadores consiguió la máxima diferencia 65-54, minuto 29.

Unicaja tenía muchos inconvenientes para frenar a los tiradores y tampoco su juego era fluido y dinámico, bajando con respecto a los dos primeros cuartos, aunque tuvo un acercamiento mínimo 58-54, minuto 27, dilapidado por el empuje de los locales. La calidad de Langdon, definió el encuentro a favor del CSKA. Un triple del estadounidense 85-78, minuto 39, cuando el Unicaja había remontado una diferencia de nueve puntos con otro lanzamiento de 6,25 del base montenegrino Omar Cook 82-78, sentenció el encuentro a favor de los locales.

El estadounidense fue una de las figuras del partido junto a su compañero Siskaukas
El estadounidense fue una de las figuras del partido junto a su compañero SiskaukasAP

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS