Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ATLETISMO | EUROPEOS PISTA CUBIERTA

Dos medallas para España

Jesús España gana el bronce en 3.000 y Natalia Rodríguez la plata en 1.500

Jesús España ha dado al equipo español la primera medalla en los Europeos en pista cubierta de Turín con su tercer puesto en la final de 3.000, que ganó el británico Mo Farah con la mejor marca en la historia del torneo (7:40.17). El leonés Sergio Sánchez, recuperándose de un mal comienzo, progresó hasta el cuarto puesto (7:45.29), y Francisco España terminó noveno con 8:03.45. Al frente del trío británico Mark Draper tomó la cabeza con decisión. Sergio y Francisco se quedaron cortados, y a continuación tomo el relevo Mo Farah. Los británicos estaban dispuestos a romper la carrera desde el primer kilómetro, que pasaron en 2:33.54. Jesús España, bronce hace dos años, resistió la tarascada pero iba sufriendo mucho, a punto de quedarse. El segundo kilómetro lo pasó Farah en 5:06.63 y ahí el madrileño dijo basta. Por delante se fueron el británico y el francés Bouabdellah Tahri. Jesús alcanzó al turco Selim Bayrak y le batió en la lucha por la medalla de bronce.

La segunda medalla, esta vez de plata, ha llegado poco después. Natalia Rodríguez salía con opciones de medalla en el 1.500 femenino y no ha defraudado. La tarraconense, que había sido sexta en la final olímpica de Pekín, cumplió su promesa de hacer todo lo posible para ganar, pero al final surgió, incontenible, la rusa Anna Alminova para llevarse el título y Rodríguez entró segunda. Otra rusa, Natalya Yevdokimova, marcó el paso en las primeras vueltas (1:08.07 el 400), mientras la Natalia española se tapaba en el centro del grupo, pero a 700 metros del final la tarraconense aceleró para tomar la cabeza con decisión. A dos vueltas, Rodríguez iba primera con las dos rusas a su espalda. Al toque de campana, Alminova dio un fuerte tirón y abrió un hueco irreductible con la española, que hubo de conformarse con la medalla de plata. Alminova venció con una marca de 4:07.76, seguida de Natalia Rodríguez (4:08.72) y de la eslovena Sonja Roman (4:11.42).

Chambers bate el récord de Europa en 60 metros lisos

El británico Dwain Chambers, recuperado para el atletismo después de una suspensión por dopaje y una fallida incursión en el fútbol americano, ha batido el récord de Europa de 60 metros lisos con una marca de 6.42 en la segunda semifinal de los Europeos en pista cubierta. Chambers, inhabilitado a perpetuidad por el Comité Olímpico Británico para participar en los Juegos, partió como una bala (141 milésimas, y fue abriendo brecha con sus adversarios hasta cruzar la meta en 6.42, marca que borra de las listas el récord continental del francés Ronald Pognon (6.45) conseguido el 13 de febrero de 2005 en Karlsruhe (Alemania). En la misma serie cerró la clasificación el español Iván Mocholí con una marca de 6.77.

Al margen de este récord, la actuación española en los Europeos está siendo notable. A las medallas de Jesús España y Natalia Rodríguez hay que sumar la clasificación del capitán de la selección, Manuel Martínez, para la final de peso con un tercer y último lanzamiento de 19,92 metros que superaba en 71 centímetros su anterior mejor marca del año, mientras que Borja Vivas fue el peor de los 19, con 18,44. Martínez, que dos semanas antes en Sevilla había cedido a Vivas el título de campeón de España por primera vez en 17 años, empezó con 19,40, su mejor marca del año, y bajó a 19,23 en el segundo tiro. A falta del tercer y último lanzamiento estaba noveno, a un solo puesto de la final.

Pero el leonés, que en pista cubierta ya fue campeón de Europa en Viena 2002 y del mundo en Birmingham 2003, tomó con calma la bola, se concentró antes de invadir el círculo, soltó el brazo y puso el artefacto mucho más allá de la línea de calificación, que estaba en 19,80 metros. El campeón de España, Borja Vivas, no pudo escapar al último puesto. El malagueño se estrenó con un tiro de 18,37 y mejoró levemente en el segundo (18,44), antes de despedirse con un nulo. La final masculina de peso se disputará este domingo a las 15.20 horas.

En salto de altura, Ruth Beitia se clasificó para la final de un solo salto, con el listón en 1,85 metros. También estará con las mejores Nuria Fernández que se clasificó para la final de 3.000 metros en la segunda carrera de su vida sobre esta distancia en pista cubierta, que cerró con el segundo puesto en 8:58.02. Fernández, que se decantó por los 3.000 pese a tener la mejor marca mundial del año en 1.500 (4:01.77), corrió muy tranquila la primera serie, al fondo del grupo de nueve que pasó en 3:02.53 el primer mil. Su larga zancada le aconsejaba esa posición para evitar encontronazos.

Pleno en los 1.500 masculinos

España volverá a tener tres atletas, Arturo Casado, Diego Ruiz y Alvaro Rodríguez, en la final de 1.500 de los Europeos en pista cubierta, y mantiene vivas sus esperanzas de reeditar mañana el triplete de Birmingham 2007 pese a la ausencia del actual campeón, Juan Carlos Higuero, y del subcampeón, Sergio Gallardo.

Diego Ruiz, líder del ránking europeo del año con 3:36.42, partió en la primera serie, lanzada por el alemán Wolfram Mueller a 1:58.67 el 800. El burgalés se situó arriba para recorrer el último giro. Pasaban los tres primeros y llegó segundo con 3:41.37, tras el alemán (3:41.37), a salvo de los accidentes de quienes se jugaban la final por detrás. Casado y Rodríguez coincidieron en la segunda carrera. Al principio dejaron hacer a otro alemán, Carsten Schlangen,y al holandés Bas Eefting. Pasaron los 800 en 1:59.88 y los dos españoles se pusieron a la estela del corpulento alemán.

Al entrar en la última vuelta Rodríguez tomo la cabeza, Casado le siguió y ambos llegaron sin novedad a la meta, aunque se les intercaló el veterano portugués Rui Silva. Venció el vallisoletano en 3:42.89 y Casado fue tercero con 3:43.02.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.