Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
FÚTBOL | Copa de la UEFA

Villarreal y Valencia se enfrentarán en las semifinales de la UEFA

El equipo de Vila-real vence con comodidad (2-0) al Celtic de Glasgow en el Madrigal y el Valencia hace lo propio con el Girondins (2-1)

El Villarreal continúa haciendo historia y con su victoria ante el Celtic de Glasgow por 2-0, logró clasificarse para las semifinales de la Copa de la UEFA en la que ha sido su primera participación en esta competición. El conjunto villarrealense, que empató a un gol en la ida, fue superior a su rival desde el principio, salvo en contadísimas fases del encuentro. El tempranero gol que consiguió, facilitó su labor ante un equipo que, lejos de Celtic Park, baja muchos enteros.

La metamorfosis que en esta temporada sufre el Villarreal en competición europea sólo tardó seis minutos en dar sus frutos. Ese fue el tiempo que precisó el pistolero Anderson para abrir, con un gran cabezazo, el marcador y situar a su equipo en una situación inmejorable.

El equipo de Martin O'Neill salió del shock que supuso el tempranero gol local sobre la media de hora de juego. Con una sensible mejoría de su juego por las bandas y una mayor consistencia de su centro del campo, las llegadas al área del equipo español empezaron a producirse con cierto peligro. Tras el intermedio, el equipo de Paquito recobró el mando del choque, y aunque el Celtic ya no era el equipo entregado de los primeros compases del encuentro, su falta de orden le ayudó poco. De nuevo Anderson gozaba de la mejor oportunidad de gol para romper definitivamente el partido, al encarar el área del equipo escocés, aunque el defensa Balde le arrebató el balón en el último instante en una soberbia acción.

Si en la definición el atacante brasileño no estuvo fino en la acción anterior, poco después un centro suyo fue aprovechado por Roger García para marcar el segundo gol y lanzar al Villarreal hacia las semifinales del torneo.

Valencia 2 - Girondins 1

Por su parte, el Valencia volvió a vencer al Girondins de Burdeos consiguió su pase a una semifinal, en la que afrontará un duelo fratricida con el Villarreal, que asegura un finalista español en Suecia.

Hasta siete cambios introdujo Rafa Benítez en el equipo titular respecto a su última alineación liguera y los Carboni, Vicente, Mista comenzaron el partido desde el banquillo para dar la alternativa a los suplentes en un sistema de rotaciones que tan buen resultado le da al técnico valencianista.

Con el marcador inicial se llegó al descanso y en la reanudación, la insistencia del Valencia por la banda derecha dio sus frutos a los siete minutos cuando Mauricio Pellegrino cabeceó dentro de la portería un saque de esquina botado por Rufete, en un nuevo ejemplo del provecho del equipo de las jugadas a balón parado.

Un contragolpe perfecto por la banda izquierda permitió a Rufete culminar en gol, desde el centro del área, un pase perfecto de Angulo llevó el delirio a las gradas de Mestalla, que presentaban su mejor aspecto en el torneo europeo.

Sin embargo, aún no se había cumplido la media hora de la segunda parte cuando, tras un saque de falta, el brasileño Eduardo Costa giró el pie lo justo para batir al meta valencianista y conseguir el gol del honor de su equipo.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.