Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
OT

‘Operación Triunfo’, el año después del éxito

El concurso, del que saldrá de nuevo el tema de Eurovisión, quiere repetir el impacto de 2017, en especial en los jóvenes

Si los fans de Operación Triunfo esperan encontrar entre los seleccionados para la segunda edición de la nueva etapa del concurso musical de TVE a participantes que les recuerden a Amaia y Alfred no lo conseguirán. “No hay perfiles repetidos; son completamente nuevos porque de eso se trata. OT 2017 ya ha pasado. Los que formaron parte de ella ya tienen su vida encarrilada de diferentes maneras, y ahora arrancamos una nueva edición”, recalca Tinet Rubira, director de Gestmusic Endemol, la productora que creó en 2001 la fórmula que vuelve mañana (22.30) al prime time de la cadena pública. El programa salta de la noche de los lunes a la de los miércoles, ya que TVE confía para el arranque de la semana en la serie El Continental, que arrancó ayer.

Esta entrega de Operación Triunfo se grabará en un plató ampliado y modificado en el Parc Audiovisual de Catalunya, en Terrassa (Barcelona), que ya acogió la edición del año pasado en unas instalaciones nuevas. Por motivos de seguridad, el año pasado la capacidad del plató se limitó a 500 personas, pero esta vez podrán asistir hasta 980 espectadores gracias a las modificaciones de las gradas y la apertura de nuevas salidas de emergencia. Además, habrá más luz, 300 metros cuadrados de pantallas y proyectores láser y se recuperarán los perfiles del fondo del plató de la primera edición con unas estructuras sobre las que pueden caminar los concursantes.

El sonido, que registró deficiencias el año pasado, se ha mejorado. Los cambios también se han extendido a las dependencias de la academia, en la que los concursantes conviven y se forman durante varios meses.

Por segundo año consecutivo, quién represente a España en el festival de Eurovisión saldrá del concurso musical. “Ahora se están estableciendo las bases que condicionarán la elección de la canción. Queremos tener más tiempo para elegir la mejor canción posible”, subraya Toni Sevilla, director de Programas de TVE.

La incorporación de la cantante Ana Torroja al jurado, en sustitución de Mónica Naranjo, es la principal novedad de este año. La exvocalista de Mecano reconoce que, cuando recibió la propuesta de la cadena pública, se lo pensó, ya que le suponía cierta dificultad combinar las 14 galas de OT con sus compromisos. “Dije que sí porque me hace mucha ilusión”, señala. La salida de Javier Calvo y Javier Ambrossi como profesores de interpretación de los participantes se cubre con el fichaje de la actriz Itziar Castro. Roberto Leal presentará de nuevo el concurso.

A partir de ahí, los responsables de TVE confían en que la fórmula vuelva a triunfar esta temporada tanto en su emisión televisada como en todo el universo digital que gira en torno al programa, empezando por el chaten el que la audiencia conecta con sus preferidos, que estará en manos de la directora de la academia, Noemí Galera, y de Ricky Merino, concursante el año pasado.

Los responsables de Operación Triunfo se muestran muy satisfechos de haber conseguido que el público juvenil —el más difícil de atrapar— de la edición anterior llegase al 29,4% del total. Las galas tuvieron una media de 2.549.000 telespectadores, un 19,7% de cuota. E igual o incluso más importante resulta para los impulsores de la fórmula su impacto en las redes sociales: 1.760 horas de directos en YouTube, 800.000 descargas de la app del concurso y más de tres millones de votos semanales, millones de tuits y más millones de escuchas de las canciones de las galas en iTunes y Spotify.

Más información