Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Naturalmente que sí

De José María Íñigo se puede contar y no acabar porque lo ha hecho todo

José María Íñigo. En vídeo: Así recuerda España a José María Íñigo.

Esa era su frase preferida, el comodín que usaba con mucha frecuencia. Naturalmente que sí. De José María Íñigo se puede contar y no acabar porque lo ha hecho todo. El mundo es inabarcable, pero él ha intentado recorrerlo y abarcarlo por completo. El viajero, el pinchadiscos, el mago, el domador de elefantes, el torero, el rejoneador, el radiofonista, el tipo más moderno de la radio y de la televisión. Y un gran padre.

Hemos compartido 18 años de amistad, muchas horas de radio y miles de kilómetros. Le he visto ponerse esas cosas que dijo que nunca vestiría: un polo de manga corta, un pantalón vaquero y unas zapatillas deportivas. El calor y las largas caminatas es lo que tienen… A veces te obligan a tragarte el orgullo y a aguantar las chanzas

Pero José María nunca traicionó un principio que marcó su vida y su carrera: no hacer nada en los medios que no pudieran leer, ver y escuchar sus hijos. Nada que le avergonzara.

Querido amigo, compañero, cómplice, maestro, gruñón, te puedes ir tranquilo. Tu carrera ha sido impecable. Y los que hemos tenido la suerte de trabajar contigo nos sentimos agradecidos, afortunados y orgullosos. Naturalmente que sí.

Pepa Fernández Vallés es directora del programa de RNE No es un día cualquiera, espacio en el que José María Íñigo colaboraba.

Más información