Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
HBO

Sarah Jessica Parker: “Es comprensible que la gente piense que me parezco a Carrie Bradshaw”

La actriz de 'Sexo en Nueva York' regresa a la televisión con la comedia de HBO 'Divorce'

Fue la estrella de la presentación de HBO España. En la fiesta con la que la plataforma online celebró su llegada a España apareció con un vestido que había comprado en una tienda vintage de Madrid por 30 euros. Como a Carrie Bradshaw, protagonista de Sexo en Nueva York y personaje que le dio la fama, a Sarah Jessica Parker (Ohio, 1965) también le interesa mucho la moda. De hecho, tiene su propia firma de zapatos, SJP, y acaba de abrir su primera tienda de complementos, situada en Washington DC.

Sin embargo, la actriz y diseñadora asegura que no se parece tanto a la protagonista de Sexo en Nueva York como podría parecer. "Por eso me encanta ser actriz, para representar papeles de personas que no se parecen a mí. Es comprensible que la gente piense que me parezco mucho a Carrie Bradshaw, pero solo compartimos el afecto y cariño por la ciudad de Nueva York. Todas las decisiones que ella ha tomado son totalmente diferentes a las que yo habría tomado: su relación con los hombres, con el dinero, la moda, los zapatos, sus amistades...", dice Parker en una entrevista con EL PAÍS.

Sarah Jessica Parker: “Es comprensible que la gente piense que me parezco a Carrie Bradshaw”

Ahora ha regresado a la televisión con Divorce, una comedia de HBO por la que Parker ha conseguido una nominación a los Globos de Oro. En ella, interpreta a Frances, una mujer que decide divorciarse de su marido desde hace 17 años tras haberle engañado con otro hombre y decidir que quiere tomar las riendas de su destino, "salvar mi vida ahora que todavía me importa", como dice en la serie. Una mujer muy diferente de aquella Carrie con la que HBO y Sarah Jessica Parker revolucionaron la televisión en una serie que hablaba de las mujeres como nunca antes se había hecho. "Reconozco una cosa que es similar en ambos personajes: yo soy la que los interpreta, las tres tenemos la misma cara. Ahí acaban las similitudes", ríe Parker al hablar de su nuevo trabajo. "Tardé mucho en encontrar un personaje que me resultara tan interesante como Carrie Bradshaw", dice la actriz.

Si Carrie es muy diferente de Sarah Jessica Parker, Frances también lo es. "Las dos tenemos hijos, es el rasgo con el que más me identifico", continúa la actriz, madre de tres hijos fruto de su matrimonio con el también actor Matthew Broderick, con el que se casó en 1997. "Pero la manera que tiene de llevar su vida, incluso su relación con su marido, es muy distinta a la que yo tengo", asegura. "Lo que tiene la televisión es que cuanto más interpretas a un personaje, más te asignan esos rasgos de tu personaje y piensan que te pareces a él, pero no es así".

Sarah Jessica Parker: “Es comprensible que la gente piense que me parezco a Carrie Bradshaw”

Muchas cosas han cambiado entre Sexo en Nueva York y Divorce. La televisión ha cambiado, el mundo ha cambiado. Pero, ¿cómo ha cambiado Sarah Jessica Parker? "No sé si soy yo quien debería contestar esta pregunta. Quizá tengo más herramientas, he tenido más experiencias, por supuesto, como madre, como amiga, como profesional, como mujer, como esposa y como ciudadana estadounidense. He visto cómo la vida política de mi país seguía evolucionando. En estos 20 años hemos visto diferentes presidentes, una mayor presencia de mujeres en la política, la economía ha cambiado, hemos vivido dificultades financieras, el 11S, ha cambiado la forma de viajar, de relacionarnos con otras personas... Y con todo eso he cambiado yo también", explica Parker, que elabora cada respuesta y se toma tiempo para contestar entre preguntas. "Y como actriz.. Tienes que observar lo que te rodea porque quizás lo puedas aplicar a tu trabajo en el futuro", remata.

Desde el final de Sexo en Nueva York, Sarah Jessica Parker ha probado suerte en la gran pantalla protagonizando sobre todo comedias románticas como Novia por contrato, La joya de la familia, ¿Qué fue de los Morgan? o los dos largometrajes basados en la serie. Pero ella defiende la televisión como el lugar donde se encuentra el talento en la actualidad. "Todo el mundo quiere trabajar ahora en televisión. Ahí está la fiebre del oro, donde todo está sucediendo. Igual que en 1849 todo el mundo quería correr hacia donde estaba el oro, ahora la gente quiere trabajar en televisión. De hecho, todo el mundo que conozco está tratando de estar en una serie, porque ofrece mucho de lo que la industria del cine ofrece, además de guionistas de calidad, periodos de trabajo de mediana duración, recursos financieros para hacerlo, distribución inmediata y una conexión directa con el público y la oportunidad de hacer otras cosas a la vez", remata la actriz.

Más información