Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Futurama cumple ocho temporadas

FOX estrena hoy (14.10) la nueva entrega de la otra serie del creador de 'Los Simpson'

Futurama cumple ocho temporadas Ampliar foto

FOX recupera en septiembre uno de sus clásicos de animación, Futurama, que regresa al canal con el estreno de su octava temporada. Este universo futurista, ideado por el creador de Los Simpson Matt Groening, se emitirá los miércoles a las 14.10.

Futurama llegó a las televisiones a finales de los 90, fecha en la que hubo un boom mediático en torno al cambio de milenio y al miedo a que los electrodomésticos se revolucionaran por el llamado efecto 2000. Groening decidió plantear así la historia de Fry, un repartidor de pizza que cae accidentalmente en una cápsula criogénica durante los últimos segundos del 31 de diciembre de 1999 y despierta mil años más tarde en la ciudad de Nueva-Nueva York.

A lo largo de siete temporadas hemos podido ver cómo Fry ha tenido que acostumbrarse a vivir en el año 3000, con las singularidades de un mundo repleto de avances tecnológicos y viajes intergalácticos, en el que humanos, robots y alienígenas comparten vecindario. Aún así, la compañía de sus amigos le hará el cambio de milenio mucho más llevadero, sobre todo la de Bender, el robot más macarra de toda la ciudad, y la de Leela, una sexy cíclope con mucho carácter de la que Fry se enamora.

La nueva temporada comenzará con un episodio en el que veremos peligrar el futuro de la compañía de mensajería, para la que trabajan la mayor parte de los personajes. En busca de fórmulas para tratar de pagar las deudas, los miembros de la empresa deciden hacer caso a Leela y convertir Planet Express en una aerolínea. Todas las mujeres de la compañía serán obligadas a trabajar como asistentes de vuelo, a pesar de que la guapa cíclope de pelo púrpura es la única de todos ellos con licencia para pilotar. La guerra de sexos llegará a puntos insospechados después de que la nave se estrelle en un planeta desierto cerca de Mercurio.

Esta es solo una de las situaciones que vivirán Fry y sus amigos durante esta entrega, en la que también podremos ver a todos los ciudadanos de Nueva-Nueva York en un continuo estado de embriaguez, a Bender creando su propio ejército de pequeños clones o a Fry convertido en un oficial de la policía.