Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Atención a María Rozalén

De vez en cuando un músico salido de un circuito menor da el salto al 'mainstream' . Esta manchega curtida en el ambiente 'cantautoril' parece tener todas las papeletas para lograrlo

Atención a María Rozalén

“Estoy probándome ropa para el festival de Málaga. Acabamos de regresar de Miami y me estoy subiendo a unos tacones que no veas”. Ella es Maria Rozalén, “una monstrua”. Lo proclama un joven sentado en la sala barcelonesa Luz de Gas, donde Rozalén desplegó hace unas semanas todas sus cualidades, sobre todo humor y buena voz. Vestida de negro, botas rojas y clavel en el pelo, esta mujer, de 26 años, compartió escenario, como siempre que puede, con Beatriz Moreno, la traductora al lenguaje de sordos de las canciones de la albaceteña. “Nos conocimos en Bolivia y nos hicimos súper amigas. A mí me pareció bellísimo lo que hacía con la lengua de signos, preparamos un concierto para gente discapacitada en Albacete y era un sacrilegio no poder explotarlo. Ella trabaja en un instituto, aunque espero poder jubilarla”. Desde que lanzó en marzo su primer disco, Con derecho a…, esta mujer suma éxitos y conciertos. La próxima cita marcada con rojo, el 23 de mayo en el Teatro Lara de Madrid.

Maria Rozalén empezó a cantar al tiempo que empezó a hablar. Era la “‘payaseta’” de la familia capaz de activar cualquier reunión familiar. Y a los siete años se puso con la bandurria, que ahora también saca al escenario. Luego llegó la guitarra. “Mi primer concierto lo di a los 16 años en un festival benéfico en Albacete llamado Operación Bocata”. Pero Rozalén no se paró en la música. Estudió psicología. Y al acabar, decidió seguir intentándolo con su canción de autor. “Un abanico súper amplio de colores, tocamos todos los palos e intentamos hacerlo lo mejor posible”. Cogió la maleta, se fue a vivir a Lavapiés, se apuntó a un máster de musicoterapia y conoció al productor del disco, Ismael Guijarro. “Pedí un préstamo para pagar el disco. Después de lanzarlo de manera independiente, nos llamaron varias discográficos y fichamos por RLM [la agencia de management de Alejandro Sanz, Bosé, Malú, Marlango o el rapero Porta] y Sony”. Todo muy rápido. “Llevo tocando mucho tiempo, pero ha sido cuestión de meses que alucino en colores. Con lo que más me emociono es cuando he podido cantar y conocer a gente que he admirado tanto, como Luz Casal o Kevin Johansen”. Cuando habla se nota que a Rozalén todavía le cuesta creer lo que le está pasando. En el concierto de Barcelona hubo muchas risas, pero también momentos de lágrimas al agradecer a la gente que compró la entrada para verla, muchos de ellos vecinos del pueblo de su madre, Letur.

80 veces, el primer sencillo de María Rozalén.

 Rozalén canta sobre todo al amor, por sus amigas que son las hadas, por la naturaleza, y también por el desamor. ‘Con derecho a’ “es muy positivo y buen rollero”, asegura. Y su primer single 80 veces funcionó muy bien en las redes sociales. Igual canta un chotis que se pone flamenquita, pero sobre todo transmite sinceridad y descaro. Ahora ya está componiendo para un segundo disco y tienen un “montón de proyectos” en su agenda. ¿Qué le pide al futuro? “Escribir cada vez mejor”.