Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

TVE repite la campanada

La cadena estatal reúne a 6,6 millones de personas en Nochevieja

El consumo sube a 260 minutos en diciembre

La Puerta del Sol en la última Nochevieja.
La Puerta del Sol en la última Nochevieja. EFE

Para eventos institucionales, como el discurso navideño del Rey o los enlaces matrimoniales de familias de alcurnia, TVE no tiene rival. Tampoco para las campanadas de Nochevieja. Los españoles son, a la hora de tomar las uvas, tradicionales. Fieles al soniquete del reloj de una abarrotada Puerta del Sol, 6.696.000 espectadores despidieron el año junto a Anne Igartiburu e Imanol Arias, encargados de anunciar el cambio de año en la cadena pública.

En 2012, los recortes han llegado incluso a la audiencia de las campanadas: de 14,7 millones de 2011 se ha pasado a 14,3. TVE concentró casi la mitad del público que optó por tomar las uvas frente al televisor, aunque con el porcentaje más bajo de los últimos 12 años (46,5%), según el informe elaborado por Barlovento con datos de Kantar Media. Respecto al año pasado, TVE ha perdido medio millón de seguidores, pese a que su señal ha sido la más vista en todas las comunidades salvo en Cataluña, donde venció TV-3, y en Canarias, cuya televisión autonómica se beneficia de la diferencia horaria. Los nuevos operadores de TDT, Cuatro y La Sexta recogen este retroceso.

La segunda cadena elegida para despedir el año fue Telecinco, que encomendó el especial a algunos de los histriónicos inquilinos de La que se avecina. Reclutaron a 2.791.000 espectadores, uno de cada cinco (19,4%). Con todo, los ocho canales de Mediaset, consiguieron alzar la cifra hasta los tres millones y medio, las terceras campanadas más vistas de su historia. Telecinco ha perdido medio millón de seguidores si se compara con los que optaron por tomar las uvas el año pasado junto a Isabel Pantoja y su hijo, los anfitriones con más gancho de cuantos han pasado por el canal.

Antena 3 ha mejorado el registro de 2011 gracias a la pareja formada por Carlos Sobera y Paula Vázquez, que animaron las campanadas de 1.067.000 espectadores (7,4%). En laSexta, el cocinero Alberto Chicote apenas fue acompañado por 195.900 personas (1,3%), muchas menos de las que se han apuntado a su Pesadilla en la cocina, el programa de telerrealidad culinaria.

La caída en el número de espectadores que cambiaron de año ante la pantalla contrasta con el aumento del consumo en el mes de diciembre, que alcanzó un nuevo récord: 260 minutos de media (cuatro horas y 20 minutos) por persona y día. Y al igual que en noviembre, Telecinco ganó en el cómputo global (13,2%), por delante de Antena 3 (12,8%) y TVE-1 (10,8%). Las persistentes huelgas en Telemadrid llevaron la audiencia de esta cadena al 2% y en la batalla de los telediarios, Telecinco superó de nuevo a TVE en la edición estrella, la de las nueve de la noche, por 2.446.000 almas frente a 2.220.000.