Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un fotoperiodista de EL PAÍS niega ante el juez haber agredido a un policía

Albert Garcia, detenido durante las protestas por la sentencia del 'procés', declara como investigado

albert garcia el pais
Dos policías detienen al fotoperiodista de El PAÍS Albert Garcia. EFE

El fotoperiodista de EL PAÍS Albert Garcia ha negado hoy, ante el juez, haber agredido a un policía mientras realizaba una cobertura informativa para el diario de las protestas por la sentencia del procés. Esa es una de las acusaciones que el Cuerpo Nacional de Policía (CNP) atribuye a Garcia en su atestado, a pesar de que en ningún caso se le acusa de atentado a la autoridad. Esa supuesta agresión, además, ocurrió horas antes de que el fotoperiodista fuera detenido por agentes antidisturbios en el centro de Barcelona.

Los hechos ocurrieron el pasado 18 de octubre, en la quinta jornada de protestas ciudadanas por la sentencia. Alrededor de las 22.30 horas, Garcia tomaba fotografías de un joven que estaba siendo golpeado por agentes antidisturbios. Según la versión de la policía, Garcia dificultó su trabajo y se encaró con los agentes. Según la versión del fotoperiodista, protestó con vehemencia porque uno de los policías le empujó.

En el momento de la detención, Garcia iba identificado como periodista: llevaba brazalete de prensa y un casco de protección. Diversos agentes le esposaron con las manos a la espalda. Fue conducido primero a la comisaría de Via Laietana -donde recibió un trato "denigrante"; asegura que pasó "miedo"- y después a la de La Verneda. Fue puesto en libertad, con cargos, a las 3.30 horas. El atestado le atribuye los delitos de obstrucción y resistencia a la autoridad.

Con posterioridad a ese incidente, otro agente de policía —procedente de Valladolid introdujo un hecho nuevo en el atestado. Según su versión, dos horas antes de ser detenido Garcia ya había provocado un altercado en el entorno de la plaza Urquinaona, epicentro de las protestas. El policía señala que el fotoperiodista trató de impedir la detención de un joven y para ello agarró por el cuello a un agente antidisturbios al que derribó. Pese a ese relato, la Policía no acusa a Garcia de agresión. El investigado ha negado de forma tajante ese episodio y ha asegurado que, en ese momento, estaba tomando fotografías de la protesta en otro lugar. La defensa de Garcia prevé llamar a declarar a diversos testigos que lo acreditan.

La declaración del fotoperiodista como investigado -en la que no ha estado presente la Fiscalía- se ha prolongado alrededor de media hora. El titular del juzgado número 32 de Barcelona ha optado por no grabar la declaración y ha resumido las respuestas de Garcia a una funcionaria. Al revisar su declaración, Garcia ha querido matizar dos datos relevantes, pero el juez no lo ha permitido. La defensa aportará documentación para dejar constancia del incidente y de los detalles que no se han transcrito correctamente, en especial uno referido a la hora en la que Garcia estaba tomando fotografías en plaza Urquinaona.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >