Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La CUP acata la Constitución y Pellicer es alcalde de Reus al segundo intento

Tras acatar la Carta Magna, los tres ediles anticapitalistas lanzan proclamas anticonstitucionalistas

El alcalde Pellicer, en el Pleno, ante los ediles de la CUP. En vídeo, los tres concejales de la CUP de Reus juran la Constitución en tono de burla.

Los concejales de la CUP de Reus han acatado, prometido y jurado la Constitución, en el pleno extraordinario convocado de urgencia este miércoles por la tarde tras la invalidación, por parte del TSJC, del primer nombramiento de Carles Pellicer. La Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia anuló la proclamación del alcalde, en fecha 15 de junio, por la fórmula que utilizaron los tres concejales de la CUP para acceder al cargo. Entonces, los tres ediles anticapitalistas mencionaron, de forma explícita, que ni prometían ni juraban la Constitución. Esta vez la han acatado.

La aceptación de la Carta Magna por parte de Marta Llorens, Edgar Fernández y Mònica Pàmies ha estado salpicada de escarnio. La primera en realizar el formalismo ha sido Marta Llorens, que repite como concejal y que en diciembre del 2017 fue detenida por orden del juzgado de Reus que investigaba el hostigamiento a los policías que se desplazaron a Reus en las fechas previas al referéndum ilegal del 1 de octubre.

En el salón de plenos, Llorens, vestida con una camiseta donde se leía "libertad presos políticos", ha hecho un parlamento donde ha desglosado el artículo 16 de la Constitución, para apuntar, con un sarcasmo manifiesto, que no puede negarse a obedecer un texto legal que proclama que "nadie podrá ser obligado a declarar sobre su ideología, religión o creencias".Apuntó, luego, que la Constitución "valida la ley mordaza".

La ciudad no se lo merece", ha sentenciado Pellicer en alusión a la imagen ofrecida por el Ayuntamiento de Reus

Una fórmula similar han usado los otros dos ediles, Edgar Fernández y Mònica Pàmies. Ambos han seleccionado pasajes de la Constitución para criticarla luego. "Una constitución antisocial y heredera del franquismo", ha dicho Edgar Fernández. En su alegato, los concejales de la CUP han desglosado un abanico de causas y personas supuestamente desamparadas por la Constitución que acababan de acatar. Han reivindicado a los presos independentistas y a los procesados que están en el extranjero, a Willy Toledo, a Valtonyc y, entre otros, a los jóvenes de Altsasu.

Débora García, portavoz de Ciudadanos, ha reclamado a la mesa que obligara a los ediles de la CUP a hacer un juramento "de forma clara y sin ambages". La mesa ha desatendido la reclamación. El recién escogido alcalde, Carles Pellicer, avalado por los votos de Junts per Reus, ERC y Ara Reus ha prometido acatar la Constitución "por imperativo legal" y ha lamentado la imagen dada con la repetición del pleno. "La ciudad no se lo merece", ha sentenciado Pellicer.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >