Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La galería Estrany-de la Mota anuncia su cierre a final de temporada

La sala de arte, uno de los pilares del sector, se despide con una exposición que recorrerá su trayectoria

Una exposición en la galería Estrany-de la Mota.
Una exposición en la galería Estrany-de la Mota.

No es el primer aviso de que el sistema galerístico barcelonés está experimentando una profunda transformación. Cambian los protagonistas, los lugares y las dinámicas y el anuncio del cierre de la galería Estrany-de la Mota, desde hace décadas uno de los pilares de este entramado, marca el final de una época. Cuando trascendió que la galería no participaría en ARCOmadrid, ya se supo que algo estaba pasando. Menos de un mes antes Ferrán El Otro director artístico durante los últimos tres años, había anunciado que iba a empezar una nueva etapa y a retomar proyectos más personales. Más o menos lo mismo que dijo Ángeles de la Mota para justificar su ausencia de ARCO: que estaba reflexionando sobre el nuevo rumbo que iba a tomar su vida profesional.

En 1996 junto con su compañero Antoni Estrany, había empezado la aventura en el espacio que ocupa actualmente la galería, un sótano de 200 metros en el Eixample barcelonés. Juntos dieron a conocer el arte contemporáneo catalán en el mundo, posicionaron sus artistas en las grandes citas internacionales y se convirtieron en una referencia del galerismo español en el extranjero.

El prematuro e inesperado fallecimiento de Toni Estrany el 13 de febrero de 2017, supuso un gran golpe y dos años después Estrany-de la Mota cierra, pero a su manera como todo. No será un cierre repentino, sino un largo adiós que cubrirá toda la temporada 2019, la última. De la Mota la define "una exposición expandida", un amplio proyecto, inaugurado el 14 de febrero, que se desarrollará durante cuatro meses hasta finales de junio. Bautizado Throwback 70, 80, 90, 00, se estructura como un recorrido en proceso por la trayectoria de la galería y de sus impulsores.

"Por ello, la primera parte rinde tributo a los años 70, una etapa previa a la apertura de la galería, que fue clave en la trayectoria profesional de Toni Estrany, que en este periodo colaboró con artistas como Sergi Aguilar o Robert Llimós", explica de la Mota, recordando que pronto se estableció como marchante independiente y a principios de los años 80 ya representaba artistas de la talla de Barceló sin ni siquiera contar con espacio propio. Este llegó en 1990 con la inauguración de la Galería Estrany del pasaje Mercader, que seis años más tarde se convirtió en Estrany-de la Mota.

Los años 80, 90 y las dos décadas del siglo XXI, irán solapándose y sucediéndose hasta junio, cuando la galería echará el cierre definitivo. "Mi balance de estos años, no tiene que ver con la nostalgia, sino con la memoria, algo que quienes vivimos el presente, deseamos que se siga recordando en el futuro. Un ejercicio que conlleva comprender el tempus fugit y comprobar, que el pasado ya es más extenso que el futuro que nos queda", indica la galerista que tiene previsto ir rescatando obras y publicaciones de estos 40 años.

"Me gusta pensar, que nuestro recorrido, de Toni y mío, ha ayudado a otros a encontrar el suyo", asegura antes de los agradecimientos y del recuerdo por sus artistas y colaboradores "que hoy ocupan lugares predominantes en el tejido artístico nacional e internacional", como Maribel López, la nueva directora de ARCO, que trabajó en la galería entre 1999 y 2007.

Estrany-de la Mota cierra, pero Àngeles no deja el mundo del arte. "Sólo espero poder contar con vosotros en el nuevo proyecto que presentaré tras el verano", concluye.

L'Hospitalet, la Nueva York de Cataluña

Hace tiempo ya que el Eixample ha dejado de ser el centro neurálgico del galerismo barcelonés, que tras coquetear con el Born parece haber encontrado en L'Hospitalet, su nueva Meca o más bien su particular Nueva York. Tras las galerías NoguerasBlanchard y Ana Mas, y la plataforma de producción La Infinita, creada por el artista Jordi Colomer y Carolina Olivares (que celebra su inauguración oficial con tres días de eventos el 22, 23 y 24 febrero), ahora es etHALL que deja el Raval para trasladarse al Distrito Cultural de L'Hospitalet en el barrio de Santa Eulàlia, donde también hay numerosos estudios de artistas. Abierta en 2011 por Jorge Bravo, etHALL se instala desde el sábado 16 de febrero en una pequeña nave industrial que le permitirá realizar proyectos de mayor envergadura.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >