Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El juez procesa a Helga Schmidt, exintendente de Les Arts de Valencia

El magistrado acusa a la exresponsable de la ópera de tres delitos

La exintendente del Palau de Les Arts de Valencia, Helga Schmidt.
La exintendente del Palau de Les Arts de Valencia, Helga Schmidt.

El juez ha procesado este miércoles a Helga Schmidt por su gestión como intendente del Palau de les Arts de Valencia. El magistrado aprecia de forma indiciaria que la exresponsable de la ópera pudo cometer los delitos de malversación de caudales públicos, prevaricación y falsedad documental.

La decisión del magistrado deja a Schmidt a un paso del banquillo de los acusados. El juez da tres días a la Fiscalía para que diga si debe abrir juicio oral o archivar la causa.

Tanto Schmidt como el resto de acusados han reivindicado su inocencia a lo largo de la instrucción de la causa, que salió a la luz con el registro policial del Palau de Les Arts en enero de 2015.

El magistrado de refuerzo del Juzgado de Instrucción número 15 de Valencia, Gonzalo Barra, procesa igualmente al exdirector financiero de Les Arts, Ernesto Moreno, así como a Pablo Broseta, administrador de la firma Radcliffe, José Antonio Noguera, presidente del consejo de administración de la firma Patrocini de les Arts, y a Joaquín Maldonado, consejero delegado de la misma.

Patrocini de les Arts, del que la propia Schmidt fue consejera, se dedicaba a buscar patrocinadores para la ópera, mientras que Radcliffe actuana como intermediaria en las contrataciones. El juez considera que existen indicios de que su actuación generó "sobrecostes injustificados" y "perjuicio de fondos públicos".

Por el evento Viva Europa 2009, consistente en emitir fuera del coliseo una ópera que podía seguirse en grandes pantallas, El Palau de Les Arts abonó 300.000 euros a Patrocini de Les Arts, generando un "sobrecoste carente de toda justificación de 248.222 euros", considera el juez. El mismo evento un año después habría entrañado "un perjuicio a los fondos públicos por importe de 18.169 euros". Y, en la edición de 2011, el pago de un sobreprecio a Les Arts de "60.000 euros más IVA".

Respecto a Radcliffe, el magistrado estima que el sobrecoste "carente de toda justificación" cobrado a Les Arts ascendió "como mínimo al importe de 294.419 euros, pudiendo llegar hasta los 786.971 euros".

Más información