Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Europa exporta cada vez menos combatientes a las filas del ISIS

"La gran oleada de personas que salen hacia Siria está quedando en el pasado", según el director del Órgano de Coordinación de la Amenaza Terrorista en Bélgica

Girona
La Guardia Civil registra el piso de un sospechoso en Barcelona.

Europa exporta cada vez menos combatientes a las filas del Estado Islámico [ISIS en sus siglas en inglés]. "La gran oleada de personas que salen hacia Siria está quedando en el pasado", ha asegurado hoy Paul Van Tigchelt, director del Órgano de Coordinación de la Amenaza Terrorista de Bélgica (OCAM). "El Estado Islámico es menos atractivo, menos jóvenes viajan hacia allí", ha ahondado en una conferencia sobre terrorismo organizada en Barcelona por el sindicato de policías europeos, Eurocop.

El responsable de la coordinación de la amenaza terrorista en Bélgica argumenta que las condiciones de vida en Siria son cada vez más duras, lo que desmotiva a la gente viajar. A ello se suma la enorme complicación para cruzar la frontera hasta Siria o Irak, a través de Turquía. Algunas personas de Francia y Alemania continúan exportando combatientes, según ha dicho, pero la tendencia general es a la baja.

"Desde aproximadamente el verano, las dificultades crecientes del viaje y la penalización asimismo creciente del retorno han elevado el coste de convertirse en un combatiente terrorista extranjero", coincide Fernando Reinares, investigador del Real Instituto Elcano, lo que se nota en el descenso de ese flujo de personas que viajan a Siria e Irak.

Van Tigchelt señala además un discurso en mayo del portavoz del Estado Islámico, Abu Mohamed al Adnani -muerto en agosto- en el que llamó a combatir a los "infieles" desde donde viven. "El discurso de los dirigentes de Estado Islámico ha pasado de un llamamiento inclusivo a la migración al califato a invitar a la comisión de atentados por parte de sus adeptos en los lugares donde residen. Incluso han dado instrucciones muy detalladas, este pasado mes de septiembre, acerca de cuándo, dónde y cómo llevar a cabo actos de terrorismo con cuchillos", añade Reinares.

Aunque eso en ningún caso significa que occidente haya dejado de ser un objetivo para el Estado Islámico. "El mando de operaciones externas de Estado Islámico sigue activo en la planificación de actos de terrorismo múltiples, complejos y muy letales en Europa", señala el investigador del Real Instituto Elcano.

De los 25.000 combatientes extranjeros que han viajado a Siria e Irak, 5.000 han llegado desde Europa, según las cifras que ha facilitado hoy Pierre Philippe Labbe, oficial de enlace de la embajada de Francia en Madrid sobre terrorismo en la conferencia sobre terrorismo.  "Francia es el principal contribuidor", ha dicho.