Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Junts pel Sí volvería a ganar las elecciones pero perdería apoyos

Sí que es Pot aparece como segunda fuerza en intención directa de voto

Carles Puigdemont, en el Parlament.
Carles Puigdemont, en el Parlament.

La coalición electoral de Junts pel Sí integrada por la antigua Convergència y Esquerra Republicana volvería a ganar las elecciones catalanas si se celebraran hoy, pero perdería 8 puntos en porcentaje de apoyos. En los comicios del 27 de septiembre de 2015 obtuvieron el 39,54% de los votos y ahora sumarían el 31,5%. Esta situación dificultaría la posibilidad de reeditar una mayoría independentista en el Parlament, pues la CUP, su aliado parlamentario pasaría del 8,2% al 3,1%.

Los datos están extraídos de una encuesta del Centro de Estudios de Opinión (CEO) presentada ayer y en la que se constata que Catalunya sí que es Pot pasaría a ser la segunda fuerza política y tendría el 10,3% de los votos, frente al 8,94% que consiguió en las elecciones de 2015. El PSC lograría el 7,8% de los votos ahora, frente al 12,74% obtenido hace más de un año.

La encuesta fue realizada a partir de una muestra de 800 entrevistas telefónicas entre el 29 de septiembre y 5 de octubre y con un margen de error del 3,47%. La encuesta tenía como finalidad principal valorar el debate de la cuestión de confianza a la que se sometió Carles Puigdemont, pero también recoge la intención directa de voto. Es decir, la pregunta directa: “¿a qué partido votaría?”.

La encuesta no atribuye el reparto de los 135 escaños del Parlament y no realiza lo que denomina la “cocina electoral”, en la que se considera la estimación de voto y otras variables para atribuir los escaños.

El estudio del CEO presentado ayer vaticina una fuerte caída en intención de voto Ciudadanos que pasaría del 17,93% obtenido al 6,4% si las elecciones catalanas se celebraran ahora mismo, lo que la haría retroceder hasta la cuarta posición. La formación naranja reaccionó ayer con irritación a la encuesta del CEO.

Queja de Ciudadanos

Ciudadanos aseguró en un comunicado que se “consolidan” como segunda fuerza política en Cataluña si la encuesta hubiera publicado la estimación de voto y no la intención directa, sin traslación en escaños. El partido que lidera Albert Rivera considera que estarían por encima del 15% de papeletas emitidas.

Los resultados de la encuesta seguramente serán otros el día de las elecciones porque Esquerra Republicana insiste desde hace meses en que no reeditará la coalición de Junts pel Sí y, por tanto, se presentará sin el actual Partit Demòcrata Català, lo que dispersaría el voto independentista. El sondeo también revela que el 57,1% de catalanes considera que Carles Puigdemont ganó el debate de su cuestión de confianza, un 18,8% entiende que no ganó nadie, un 17,1% afirma que no lo sabe y el resto atribuye la victoria a otros líderes políticos.

En una puntuación de 1 a 10, los encuestados también destacan a Puigdemont con un 6,61 como el líder mejor valorado, seguido. Le sigue el presidente del grupo de Junts pel Sí, Jordi Turull con un 5,53 y tras él, el líder del PSC, Miquel Iceta (4,85). Por detrás, la diputada de la CUP Anna Gabriel con un 4,78, el presidente del grupo de Catalunya sí que es Pot, Lluís Rabell, con un 4,69, Inés Arrimadas con un 3,67 y el líder del PP, Xavier García Albiol con un 2,56.