Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bonig augura elecciones anticipadas a Cortes Valencianas en dos años

La presidenta de los populares valencianos, presentada por Cospedal, acusa a los socialistas de proponer un federalismo asimétrico que disfraza su nacionalismo

Isabel Bonig, y la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal
Cospedal, en el centro, junto a Isabel Bonig y Vicente Betoret, con Rita Barberá detrás.

Isabel Bonig, presidenta de los populares valencianos, está convencida de que el jefe del Consell, Ximo Puig, no tendrá más remedio que convocar elecciones anticipadas a la Generalitat en el plazo de dos años porque no tiene proyecto. Para entonces, según su opinión, estará en condiciones de asumir la presidencia de la Generalitat. Bonig ha participado hoy en los desayunos del Fórum Europa en un acto al que han acudido, además de numerosos cargos populares, el presidente de las Cortes, Enric Morera, y el consejero de Transparencia, Manuel Alcaraz, ambos de Compromís.

La presidenta del PPCV se ha presentado hoy como una política de batalla dispuesta a pelear por recuperar el poder institucional que su partido perdió en el tsunami de las pasadas elecciones municipales y autonómicas y que ha dejado a los populares con pocos referentes institucionales.

Arropada por la secretaria general del PP nacional, María Dolores de Cospedal, que ha evitado el protagonismo y se ha limitado a vaticinar un brillante futuro para Bonig "también en la política nacional", la presidenta de los populares valencianos ha intentado, nuevamente, espolear el independentismo en la Comunidad Valenciana. Bonig ha afirmado que Puig, como alcalde de Morella, "ha dado apoyo a grupos independentistas"·

Según la dirigente popular, la Comunidad Valenciana está "amenazada por el catalanismo", entre otras razones porque detrás del federalismo asimétrico que proponen los socialistas se "esconde el nacionalismo disfrazado".

Isabel Bonig no ha tenido palabras de afecto para Ciudadanos, un partido al que ha calificado de "centrismo sin contenido y sin ninguna experiencia" y que no considera un posible aliado porque así lo ha demostrado en los ayuntamientos de Torrevieja, Gandia o Torreblanca. Bonig no ha hecho referencia alguna a la Diputación de Alicante donde gobiernan gracias al partido de Albert Rivera.

En su intervención en el Fórum Europa, tanto Bonig como Cospedal han evitado referirse a las críticas del presidente de honor del PP, José María Aznar, que cuestiona la gestión del Gobierno en la cuestión catalana y el planteamiento de cara a las generales.

Tras reivindicar varias veces la figura de Margaret Thatcher, la política que fue estandarte del neoconservadurismo en Reino Unido de los ochenta, Bonig ha rechazado los consensos que buscan el centro. "Cosas que nadie cree, pero a las que no se opone nadie y que no convencen a nadie", ha dicho Bonig, que ha recalcado que "no se puede llegar a consensos vacíos como el Acord del Botànic, firmado por PSPV, Comnpromís y Podemos "que solo es un reparto de poder".

Más información