Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Ejecutiva de IU en Madrid dimite en bloque por el fracaso electoral

La dirección del partido culpa a Alberto Garzón de "diseñar una estrategia para disolver IU"

La Ejecutiva de Izquierda Unida Madrid dimitió anoche en bloque por el fracaso electoral "sin paliativos" en las autonómicas y municipales del pasado 24 de mayo, en las que la coalición se quedó sin representación en la comunidad y el Ayuntamiento por primera vez en su historia. Los 17 miembros de la dirección presentaron su renuncia y nombraron una comisión política (un órgano similar a una gestora) que dirigirá el partido hasta que se celebre una asamblea extraordinaria. La decisión incluye un ERE para los 12 trabajadores de la formación.

Los dirigentes de IUCM - que tras las elecciones carece de capacidad para pagar la deuda de 1,7 millones de euros que tiene con Hacienda y la Seguridad Social- asumen que el desastre electoral se debe a sus "errores propios" pero también señalan como "máximo culpable" a la dirección federal de IU, y al candidato a la presidencia del Gobierno, Alberto Garzón, "por haber estado durante meses pidiendo el voto para otro partido", apunta Libertad Martínez, miembro de la Ejecutiva de IUCM que dimitió anoche.

"Hago máximos responsables de los resultados a Alberto Garzón, a José Luis Centella [secretario general del Partido Comunista] y a Adolfo Barrena [secretario de Organización de IU], este último nombrado para liquidar a Izquierda Unida", asegura Martínez.

"Garzón ha planificado, pactado y diseñado una estrategia clara con miembros de dentro y de fuera de la organización para disolver a Izquierda Unida", sostiene la dirigente de IU, que afirma que la dirección federal del partido quiere acabar con la federación madrileña para consumar esa disolución. "Nosotros hemos sido siempre el tapón que les impedía disolver IU. Una vez machacados, les resultará más fácil", indica.

La federación madrileña y la dirección federal de IU mantienen un agrio conflicto desde la disputa por la integración de IU en la candidatura de Ahora Madrid. Las diferencias en la formación sobre la convergencia con Podemos llevaron entonces a la marcha de los candidatos de IUCM elegidos en primarias, Tania Sánchez y Mauricio Valiente, y a la quiebra en dos del partido. La dirección de IU decidió después no reconocer la candidatura de IU al Ayuntamiento de Madrid que encabezaba Raquel López. Garzón no participó en ningún acto de campaña con ella. La propia López le llamó "miserable" la noche electoral, una vez confirmada la debacle electoral.

La situación de la federación madrileña será objeto de debate mañana en la Presidencia Ejecutiva Federal de Izquierda Unida, el máximo órgano ejecutivo de la formación, que se reúne para tratar la estrategia tras las elecciones. En la última ejecutiva, Alberto Garzón y su entorno plantearon que IUCM fuera "desfederada" (expulsada), algo que también podrían plantear mañana. "¿Y qué van a hacer con los afiliados de Madrid?", se pregunta la dirigente de IUCM Libertad Martínez. "Si me quieren expulsar tendrán que explicarme el motivo, porque la Constitución consagra la libertad de expresión", señala. "Nos expulsarán a nosotros pero no a Pedro del Cura [alcalde de Rivas], imputado por corrupción", concluye.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Más información