Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El camión de la basura camuflado

La adjudicataria del servicio de limpieza de Majadahonda tapaba los logotipos

municipales para trabajar en Pozuelo

Uno de los camiones que trabajaba en Pozuelo pese al contrato de Majadahonda.
Uno de los camiones que trabajaba en Pozuelo pese al contrato de Majadahonda.

La empresa Valoriza (perteneciente al grupo Sacyr), que se encarga de la limpieza viaria y de recogida de residuos urbanos de Majadahonda, utilizó dos camiones que paga el municipio para recoger la basura de la urbanización Blanca Paloma, una de las cinco zonas en las que está dividida la urbanización de lujo La Finca, en el cercano municipio de Pozuelo. Antes de acceder a sus calles, el conductor del vehículo —rotulado con el escudo de Majadahonda y el logo de Valoriza— se bajaba y tapaba todos los identificativos con láminas blancas magnéticas. Después, los residuos se transportaban a un punto limpio de Majadahonda, localidad que paga a Valoriza 62 millones de euros distribuidos en 10 años por gestionar los residuos desde mayo de 2012.

Valoriza asegura, sin embargo, en un escueto comunicado, que “tomó una medida extraordinaria por un problema puntual que hubo con el camión y que no afectó al servicio en Majadahonda”. El Ayuntamiento, tras constatar en una investigación propia que se habían usado estos recursos, ha resuelto penalizar a Valoriza con una multa de 700.000 euros por incumplimiento del contrato, una falta considerada muy grave. Se comprobó que dos de los cuatro camiones volquetes que prestan servicio en Majadahonda se desplazaron a La Finca rastreando sus movimientos con el GPS que llevan incorporado. “En definitiva, Valoriza estaba utilizando medios de nuestra localidad para prestar otro servicio en otro municipio, algo que está prohibido en los pliegos de condiciones del concurso”, critica Mercedes Pedreira, edil del grupo Centrista.

El Ayuntamiento (PP) tuvo conocimiento de lo que estaba ocurriendo tras recibir una denuncia interpuesta por la empresa Poule Exploren, que tacha lo ocurrido de competencia desleal. Dicha compañía se ocupaba de la recogida, clasificación y reciclaje de residuos sólidos de toda La Finca hasta junio de 2014. En ese momento, la urbanización Blanca Paloma contrató a Valoriza tras ofertar una rebaja del 50%, según la información de Poule Exploren, que percibía por la prestación de este servicio 3.600 euros mensuales. En enero de este año, Valoriza le arrebató otra parte de La Finca. La caída del negocio ha provocado que despida a dos de sus trabajadores.

Valoriza dice que tomó una medida extraordinaria por un problema puntual

Debido al grave perjuicio infligido a su sociedad, el dueño de Poule Exploren decidió verificar qué camiones realizaban la recogida de residuos y el lugar de descarga durante unos días de junio y julio de 2014. Así confirmó que sus sospechas eran fundadas y que se podía estar cometiendo un fraude.

Contrató a unos investigadores privados que comprobaron que un camión llegaba hasta las inmediaciones de la urbanización entre las 8.00 y las 8.30 de la mañana. El vehículo estaba identificado con el logotipo de Majadahonda y la leyenda “Majadahonda Ciudad Viva”, además de con la marca Valoriza. No había lugar a dudas de su procedencia. Antes de traspasar el férreo control de entrada de la urbanización de lujo, el conductor tapaba los identificativos del camión volquete.

“No se puede consentir”

Poule Explore asegura que en la actualidad Valoriza ha dejado de usar estos vehículos, pero que se sigue trasladando los residuos a Majadahonda. Afirma, además, que los residuos no se reciclan. Por su parte, Mercedes Pedreira, portavoz de Centristas, denuncia: “No sabemos si ha hecho lo mismo en otras ocasiones y en otros municipios, porque lo que subyace es una absoluta falta de control sobre esta concesión”.

Narciso de Foxá, alcalde de Majadahonda, explica que los servicios jurídicos abrieron un expediente nada más conocer lo ocurrido. “Estaban utilizando recursos de Majadahonda fuera de las horas de servicio y eso no se puede consentir, aunque yo esté contento con el servicio que presta en el municipio en general”, comenta. En cuanto a las críticas de la oposición, De Foxá recuerda que en el Ayuntamiento existe un servicio de vigilancia de la contratación.

Unas explicaciones que no convencen al portavoz del PSOE, Borja Cabezón. “Los majariegos pagamos seis millones anuales por la limpieza viaria y recogida de residuos y ahora resulta que gracias a unos detectives nos enteramos de que estamos pagando el servicio de limpieza de La Finca. Mientras, hay vecinos como los de la Sacedilla que reclaman más limpieza”, concreta.

Aproximadamente una hora después, abandonaba el lugar y el conductor se volvía a detener para tapar los residuos recogidos con una red y volver a hacer visibles los logotipos. De ahí se dirigía a Majadahonda para descargar la basura.

 

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram