Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La gestión de la F-1 sigue sin estar clara para los auditores

Queralt: "La Sindicatura lleva desde 2007 poniendo de manifiesto las deficiencias"

La gestión del contrato de la fórmula uno con Bernie Ecclestone sigue sin estar clara para los auditores. La Sindicatura de Comptes revela que, en el análisis de las cuentas de la empresa Circuito del Motor, “falta información sobre las posibles contingencias que podrían derivarse por la no celebración del Gran Premio de F-1 en la ciudad de Valencia en los ejercicios 2013 y 2014”.

Los auditores señalan también que no se ha formalizado la cesión de los terrenos donde se ubica el circuito, por lo que no se pueden contabilizar adecuadamente las inversiones realizadas, que según la empresa de la Generalitat a finales de 2013 tenían un valor contable de 18 millones de euros.

El Síndic Major de Comptes, Rafael Vicente Queralt, al ser interpelado por la querella de la Fiscalía Anticorrupción por la gestión de la F-1 que implica al expresidente Francisco Camps, la exconsejera Lola Johnson y el empresario y deportista Jorge Martínez Aspar, señaló que la Sindicatura lleva desde 2007 “poniendo de manifiesto deficiencias, fundamentalmente contables, en las empresas Circuito del Motor, el Ente Gestor de Transporte y la Sociedad de Proyectos Temáticos”.

“Yo me remito estrictamente a lo que dicen los informes y con una insistencia en todas las incidencias que desde el ámbito fiscalizador hemos encontrado. Dicho está desde el año 2007”, recalcó.