Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Elogio de la libertad sobre ruedas

El valenciano Muvim invita al visitante a adentrarse en el mundo de las motos

Una triple muestra explora sus diferentes manifestaciones hasta el 30 de noviembre

'Carretera 12, Wisconsin', de la serie 'The Bikeriders' (1962 – 1966). Ampliar foto
'Carretera 12, Wisconsin', de la serie 'The Bikeriders' (1962 – 1966).

Velocidad regulable con el giro de la muñeca derecha, el viento que carga contra la cara y el cuerpo, dosis de riesgo más o menos razonables (eso va con la razonabilidad del piloto) y, sobre todo, miles de kilómetros desconocidos por recorrer. Tras un siglo ejerciendo de monturas del hombre moderno, las motocicletas ocupan un puesto fundamental en el imaginario colectivo. Por ello, el Museu Valencià de la Ilustració i la Modernitat (Muvim) ha decidido dedicarles todo su espacio para, a través de viejos modelos, material gráfico y una esforzada labor de documentación, desplegar ante el visitante todo el el universo estético, deportivo y antropológico de las dos ruedas. La propuesta se titula En Moto!

Tomar los Estados Unidos enteros, tío, los he recorrido de un lado a otro unas quince o veinte veces

Cal, 'Hell's Angel' y 'Chicago Outlaw', en los sesenta

Desde este jueves y hasta el próximo 30 de noviembre, tres muestras distintas explorarán la cultura motera. Dos de ellas, Gas al museu e Històries de Motocicleta, han sido preparadas ex profeso por el propio Muvim —dependiente de la Diputación de Valencia—, y cuentan con más de 120 modelos, fotografías, cascos, latas de aceite, carteles y hasta logotipos de fabricantes y marcas de accesorios. La otra muestra, The Bikeriders, es una mítica colección de fotos de los años sesenta del neoyorkino Danny Lyon.

El formato de exposición —ocupando todo el espacio del museo para trabajar con profusión un solo tema— es la marca de la casa, como explicó el director del Muvim, Joan Gregori, que además enfatizó que la motivación del equipo ha sido que lo expuesto "sea transmisible a un variado y amplio público y que ofrezca una reflexión dialéctica entre lo local y lo global".

Cabalgando el asfalto con los Chicago Outlaws

"He visto lo que la mayoria de gente solamente lee... Tomar los Estados Unidos enteros, tío, los he recorrido de un lado a otro unas quince o veinte veces. No solo desde Los Ángeles a Nueva York, tío, también de Oregón a Florida. Fui a cualquier lugar que se me ocurrió, sabes. Así que me imagino que tengo más conocimiento almacenado aquí que la mitad de los niñatos de Universidad de mi edad. Claro que saben un montón. Quiero decir, ellos saben de todo, pero en realidad nunca han experimentado o visto nada".

'Cal, Elkhorn, Wisconsin', de la serie 'The Bikeriders'. ampliar foto
'Cal, Elkhorn, Wisconsin', de la serie 'The Bikeriders'.

Así, como puede leerse en el Muvim estos días, se expresaba a sus 28 años Cal, un ex-Ángel del Infierno (Hell's Angel en el inglés original) que se pasó a la principal banda motera rival: el Chicago Outlaws Motorcycle Club. El fotógrafo documental y cineasta Danny Lyon (Nueva York, 1942) también cabalgó con ellos entre 1962 y 1966, dándole al acelerador, poniéndose sus chupas y pantalones de característico cuero verde y dejando los domingos pasar en cualquier pista recién acondicionada un par de horas antes, entre litros de cerveza. Además, el que sería integrante de la agencia Magnum hizo fotos. 51 de esas ya legendarias imágenes configuran la exposición The Bikeriders, propiedad de Martin Z. Margulies y que formarán parte de En Moto! gracias a Foto Colectania. Constituyen un canto a lo salvaje, la camaradería y la carretera, con un irrenunciable sabor beatnick.

Danny Lyon es considerado uno de los grandes renovadores de la fotografía documental. Entre otras razones, porque renunciaba a interpretar lo que veía. Él intentó mimetizarse con el objeto retratado.

Prototipos y máquinas únicas

La Honda NR, de la que solo hay dos ejemplares en España. ampliar foto
La Honda NR, de la que solo hay dos ejemplares en España.

En la Sala Parpalló se aborda el mundo de las competiciones deportivas y sus motocicletas. Gas al museu realiza un recorrido por los héroes de las primeras carreras en los inicios del pasado siglo XX, pasando por el ingenio de los duros tiempos de la posguerra y hasta el éxito y el prestigio conseguidos por el motociclismo en España y en tierras valencianas.

Uno de aquellos héroes, César Gracia, ha señalado ante los medios el valor de muchas de las piezas que se exponen. Ha citado expresamente la Honda NR, "una moto de competición con pistones ovalados que, aunque no dio resultados en carrera, es una maravilla, de la que sólo se fabricaron 323 unidades en todo el mundo. En España solo hay dos".

Lo motero y lo cotidiano

La alemana DKW NZ500, fabricada en 1939, que pasó a formar parte del parque móvil de diferentes cuerpos de seguridad franquistas. ampliar foto
La alemana DKW NZ500, fabricada en 1939, que pasó a formar parte del parque móvil de diferentes cuerpos de seguridad franquistas.

Històries de motocicleta, por su parte, pretende documentar la historia de estas máquinas y su influencia y relación con la sociedad valenciana. En ella se exhiben motos del Museo Histórico Militar de Valencia, del Museo de la Policía Local de la misma ciudad, del Museo de Vehículos Históricos Vall de Guadalest y de más de treinta coleccionistas privados. Hay algunas piezas excepcionales como una réplica del primer prototipo de 1889; la primera motocicleta como tal, la Motosacoche de 1908, o las Harley de los años 30, que habrían de imponer una estética en el sector. Además, se pueden ver todo tipo de accesorios, como latas de aceite, cascos, una sección dedicada a las marcas valencianas o un panel en el que se analizan los logotipos de diferentes casas nacionales e internacionales, desde Bultaco a Triumph, sin olvidar Derbi, Piaggio o las japonesas.