Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bosch gana las primarias de ERC en Barcelona por un centenar de votos

El diputado en el Congreso será el alcaldable republicano al derrotar a Amorós

Alfred Bosch, en el momento de votar en las primarias.
Alfred Bosch, en el momento de votar en las primarias.

Alfred Bosch (Barcelona, 1961) será el candidato de ERC por Barcelona en las próximas elecciones municipales que se celebrarán en mayo del año que viene. El portavoz de Esquerra en el Congreso logró ayer imponerse en las elecciones primarias de los republicanos tras conseguir 654 votos (el 55% del total), frente a los 531 sufragios (44,7%) que logró Oriol Amorós, el otro candidato y diputado en el Parlament. Los votos en blanco supusieron el 0,3%.

El resultado se aprobará hoy de forma oficial en el congreso regional que celebrarán los republicanos. La participación fue del 49,48% lo que supone que acudieron a las urnas 1.189 de los 2.373 militantes inscritos en el censo. La presidenta de la Federación de ERC en Barcelona, Patricia Gomà, valoró muy positivamente el desarrollo de estas elecciones y expresó su satisfacción por la “alta participación” registrada.

Bosch, que no es militante de ERC, era el candidato más cercano a la dirección del partido, presidido por Oriol Junqueras desde 2011. El líder republicano apostó por la renovación y cambió las caras de la dirección nacional de todo el partido pero en Barcelona no movió ninguna ficha hasta que se convocaron las primarias y Alfred Bosch anunció que se presentaría. Con la victoria del diputado en el Congreso —fue candidato a las primarias para las generales en las que derrotó a Joan Ridao— la renovación de ERC en tres años se puede considerar total. Amorós, en cambio, era el candidato próximo a la federación de Barcelona y a su líder, Jordi Portabella, que controla ERC en la capital catalana desde 1999.

Tras el escrutinio, Bosch compareció en la sede de ERC y consideró las primarias un “match amistoso”. El vencedor insistió en la necesidad que de los equipos de primarias hagan “un solo equipo” y pronosticó que “es lo que pasará”. El alcaldable aludía así a la posibilidad de sumar a su lista a Amorós tal y como había dicho en la campaña. Bosch aseguró que una de sus prioridades será la lucha contra el paro e insistió en una idea que ha repetido los últimos días: “Para cambiar Barcelona también nos tenemos que transformar nosotros, una ERC más abierta y conectada con la sociedad civil”.

Tras felicitar “muy efusiva y sinceramente” a Bosch por la victoria, Amorós dijo que votar es un ejercicio “indispensable” y apuntó: “Lo queremos para todo el país”. “Ganaremos las municipales y ayudaremos a los barceloneses que más sufren. Nos dejaremos la piel. Hoy somos uno. Trabajamos para lo mismo", dijo. El resultado de esta votación es especialmente importante ya que ERC, que cuenta ahora con dos ediles —Portabella y Joan Laporta— aspira a ser la primera fuerza en Barcelona o, al menos, ser clave para la gobernabilidad. ERC se convirtió en la primera fuerza política de Cataluña y fue tambiuén el partido más votado en Barcelona en las europeas. “Somos la alternativa al alcalde Trias”, avisó Bosch.