Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fabra estará más de tres meses sin someterse a control en las Cortes

El PP impone un orden para el pleno del 19 de febrero sin comparecencia del presidente, que no habla en la Cámara desde el 28 de noviembre

Alberto Fabra, en una intervención en las Cortes en noviembre de 2013.
Alberto Fabra, en una intervención en las Cortes en noviembre de 2013.

Más de tres meses estará el presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, sin someterse al control de las Cortes Valencianas. El PP ha impuesto este martes un orden del día en la Junta de Portavoces que excluye las habituales sesiones de control a los consejeros y la sesión de los jueves al jefe del Consell. El argumento del portavoz del Grupo Popular, Jorge Bellver, ha sido que la culpa es de la oposición. Según el síndic del PP, la presentación en el nuevo periodo  de sesiones de 11 peticiones de crear comisiones de investigación (ya son 119 a los largo de la legislatura) ha obligado, dado que tienen prioridad, a incluirlas en el primer pleno, lo que impide encontrar hueco para el control al presidente.

"Es su decisión bloquear la actividad parlamentaria", ha dicho Bellver para justificar su interpretación del reglamento,que concede de facto a la oposición una capacidad de bloqueo del Parlamento hasta ahora desconocida. El portavoz popular, que ha recordado que al inicio del anterior periodo de sesiones, tras el debate de política general, ya se hizo un pleno monográfico dedicado a las propuestas de comisiones de investigación, ha eludido responder a la pregunta de qué le parece que el presidente esté más de tres meses sin debatir con la oposición en el hemiciclo.

Fabra compareció por última vez en una sesión de control el 28 de noviembre pasado y, dado que solo hay previsto un pleno en febrero, la próxima sesión de control no se producirá, caso de que no haya otras interpretaciones reglamentarias que lo impidan, hasta el próximo 6 de marzo.

"Parece mentira que vaya a estar tres meses sin venir a las Cortes", ha señalado el portavoz socialista, Antonio Torres, que, como el resto de grupos de la oposición, ha acusado a Fabra de "esconderse". El síndic del PSPV-PSOE ha aludido a la reunión de Fabra con los presidentes murciano y balear y a la entrevista que este martes concedió a la Cadena SER. "Nos parece muy bien que vaya de bolos por ahí, pero en esta Cámara tiene que dar la cara", ha asegurado.

Junto a Torres, ha comparecido la presidenta del Grupo Socialista, Ana Barceló, que ha pedido la dimisión del presidente de las Cortes, Juan Cotino, por su vinculación a los escándalos de corrupción que están instruyendo los tribunales. "No vamos a consentir que Cotino se parapete tras la Mesa de las Cortes para no responder de sus responsabilidades como consejero en anteriores gobiernos", ha advertido Barceló.

"Si no da la cara, es que está huyendo de las Cortes", ha comentado sobre la ausencia de Fabra el portavoz de la Coalició Compromís, Enric Morera. Tras recordar que tampoco habrá sesión de control al Consell, con lo que algunos consejeros estarán más de cuatro meses sin responder en el pleno a las preguntas de la oposición, el síndic de Compromís ha bromeado al sugerir que su coalición "reeditará" una camiseta en la que pregunte, a propósito de Fabra, como antes preguntó por Camps, "¿dónde está Wally?". "¿Qué miedo tiene de comparecer?", ha inquirido Morera.

Por su parte, la portavoz de Esquerra Unida del País Valencià, Marga Sanz, ha criticado que "se haya colmado el orden del día para eliminar la sesión de control". Según la síndic de la coalición de izquierdas, el PP ha aplicado el "rodillo" con el objetivo de "esconder al Consell y que Fabra no dé la cara".