Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Príncipe elogia la reacción de Galicia: “España está orgullosa”

Don Felipe y doña Letizia arropan a las víctimas y felicitan a los equipos de ayuda

Los Príncipes saludan a los vecinos de la zona del accidente de tren. Ampliar foto
Los Príncipes saludan a los vecinos de la zona del accidente de tren.

Los Príncipes viajaron ayer a Santiago, como el jueves hicieron los Reyes, para visitar a los heridos del accidente ferroviario, confortar a los familiares, y felicitar a los vecinos de Angrois y los servicios de emergencia que socorrieron a las víctimas de la tragedia.

“Venimos a Galicia, a Santiago para compartir el dolor de las familias por la pérdida de sus seres queridos. A todos ellos queremos transmitir nuestro duelo y nuestra profunda tristeza en estos momentos tan difíciles”, dijo don Felipe. “La reacción de los ciudadanos ha sido realmente espectacular. Nos sentimos orgullosos. Esto también hace país, es importante decirlo. España puede estar orgullosa de Galicia y ese orgullo os debe ayudar a sobrellevar este dolor y esta tristeza inmensa”, dijo don Felipe en un pabellón polideportivo, acompañado por la Princesa, y rodeado de casi un centenar de policías, bomberos, miembros de Cruz Roja, del equipo de forenses, de los servicios de ambulancias, Guardia Civil, Renfe...

“En un momento dado, la vida nos pone a prueba y habéis demostrado coraje para ayudar en un momento muy difícil. Habéis dado un ejemplo al mundo”, añadió el Príncipe. Don Felioe elogió el trabajo de los equipos de emergencia, “que fueron a ayudar pese a estar fuera de servicio o de vacaciones”, así como el de los ciudadanos que aguardaron horas de cola para donar sangre para los heridos.

El Príncipe quiso dedicar también “unas palabras de apoyo y afecto a los responsables de las empresas afectadas, Renfe y Adif”.

Los Príncipes visitaron en el Hospital Clínico de Santiago a los heridos, y por petición de sus padres, también a los tres niños que viajaban en el tren siniestrado y ahora están ingresados en la UCI pediátrica. “Les hemos transmitido nuestro cariño y deseamos que se recuperen lo antes posible”, dijo don Felipe.

Tras la visita al hospital, los Príncipes se desplazaron a Angrois, acompañados por el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, la ministra de Sanidad, Ana Mato, y la de Fomento, Ana Pastor, para felicitar personalmente a los vecinos que socorrieron a las víctimas antes de que llegaran los servicios de emergencia. “¡Yo estaba aquí cuando lo del tren!”, le gritó un niño de unos ocho años. “Vi cómo el tren saltaba por la vía y fui corriendo a avisar a mi madre”.

Los Príncipes se detuvieron especialmente con una señora mayor, de luto de la cabeza a los pies, que no pudo contener las lágrimas al contarles lo que había visto. Durante unos veinte minutos, tanto don Felipe como doña Letizia, hicieron lo posible por reconfortarles. Saben que no será fácil para estos vecinos olvidar el espanto vivido.

“El trauma y el golpe psicológico ha sido tremendo y tendrá que ser atendido”, declaró el Príncipe.

Más información