Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Blasco desafía a Fabra a que lo expulse del PP en las Cortes Valencianas

El exconsejero acusado por la Generalitat alardea de contribuir a las victorias electorales del PP

El presidente valenciano replica que tendrá que abandonar el grupo cuando se abra juicio oral

Rafael Blasco y Ricardo Costa, en el pleno del martes.
Rafael Blasco y Ricardo Costa, en el pleno del martes.

Como era de esperar, venderá cara su piel. Rafael Blasco no está dispuesto a irse del Grupo Popular en las Cortes Valencianas por propia voluntad. En unas declaraciones en los pasillos de la Cámara, ha reivindicado su inocencia y ha dejado claro a Alberto Fabra que tendrá que pagar la factura de expulsarlo del grupo. Aunque también ha añadido: "Ese trámite no ha llegado".

La réplica no ha tardado en llegar. El presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, ha replicado en Benissa (Alicante) donde tenía un acto oficial que Blasco no tendrá más remedio que dejar el Grupo Popular cuando se decrete la apertura de juicio oral."Blasco sabe que tendrá que dejar el grupo parlamentario cuando se cumplan las dos condiciones que anuncie", ha dicho el presidente valenciano, "Y una de ellas ya se ha cumplido (la petición de pena por parte de la Abogacía de la Generalitat".

El exconsejero Blasco ha ocupado hoy su escaño en las Cortes Valencianas por primera vez después de la Abogacía de que la Generalitat le haya pedido 11 años de cárcel por su participación en los desvíos de fondos de cooperación al frente de la Consejería de Solidaridad y Ciudadanía. Primero se ha mostrado renuente a hablar. Ha dicho que “no iba a hablar del tema judicial”, aunque después ha realizado una valoración al respecto.

Ha explicado que en este momento han hablado las acusaciones, “unas acusaciones que no tienen ningún fundamento” y que ahora le toca a la defensa plantear sus argumentos. Blasco ha dicho que está “sereno y tranquilo” por su inocencia y que le han llegado manifestaciones de ánimo y solidaridad de sus compañeros de partido. “Nadie ha dicho que vaya a haber un juicio oral”, ha afirmado.

Ante la pregunta de si piensa dimitir en el caso de que se lo pida el presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, el exconsejero, ha contestado: “Lo valoraré y tendré en cuenta mi dignidad y el derecho a un juicio justo”. "Si se abre juicio oral valoraré la situación y haré lo mejor para mi partido y mi función como diputado. Esa hipótesis no está planteada, es absurdo hablar sobre ella. No haré nada que vaya contra mi dignidad personal o ponga en duda la representación democrática que tengo", ha dicho Blasco.

En sus declaraciones, Blasco ha resaltado su pertenencia y la contribución al proyecto del PP de la Comunidad Valenciana. Ha defendido el hecho de haber formado parte de prácticamente todos los gobiernos de la Generalitat: “Ahí está la ejecutoria”, ha alardeado.

El exconsejero también ha destacado su participación en los diversos procesos electorales, en el último de los cuales figuró como candidato en una lista que obtuvo 1,2 millones de votos, y ha enfatizado el compromiso con los ciudadanos que se deriva de ese resultado. “Mi contribución a las victorias del PP ha sido modesta, pero significativa”, ha subrayado.

Blasco ha llegado al pleno acompañado de los diputados Esther Franco y Ricardo Martínez. Ya sentado en su escaño, han pasado a saludarle, entre otros diputados, Marisol Linares, Vicente Betoret, Alicia de Miguel o Rubén Ibáñez.

Reunión del grupo parlamentario

El PP en las Cortes ha celebrado antes del pleno su primera reunión de grupo después de que se conociera que la Generalitat y la Fiscalía piden más de 10 años de prisión para el exconsejero, aunque en ella no se ha hablado de la continuidad del parlamentario.

La reunión del grupo ha estado presidida por el secretario general del PP valenciano, Serafín Castellano, quien ha asistido para hablar de la convención política que el partido celebrará este  sábado en Peñíscola y la que asistirá el presidente del Gobierno y del PP, Marino Rajoy, según fuentes populares.

Se ha hablado también de la preparación del pleno de esta semana, según ha afirmado tras la reunión el portavoz del grupo, Jorge Bellver, quien al ser preguntado por la situación de Blasco en el grupo, ha aseguro que "sigue igual".

La permanencia o no del exconsejero no ha sido tratada, según fuentes populares, en esta cita, a la que no han asistido el expresidente de la Generalitat Francisco Camps, que habitualmente acude los miércoles; ni las alcaldesas de Valencia, Rita Barberá, y Alicante, Sonia Castedo, ni el presidente de la Diputación de Valencia, Alfonso Rus.

Las declaraciones de Blasco han aumentado la tensión interna del Grupo Popular en las Cortes Valencianas, donde hay otros ocho diputados del PP imputados en casos de corrupción que observan con recelo la política de tolerancia cero que impulsa el presidente de la Generalitat, Alberto Fabra.

El presidente valenciano advirtió que no le temblaría el pulso y que sería contundente una vez el informe de la Abogacía de la Generalitat estuviese presentado y la juez decretase la apertura del juicio oral.