Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
situación económica

Una marcha por el empleo une en Vitoria a trabajadores de más de 60 empresas

ELA fue el único sindicato que no estuvo representado en la movilización sin siglas

Cabecera de la manifestación que ha transcurrido por varias calles de Vitoria.
Cabecera de la manifestación que ha transcurrido por varias calles de Vitoria. efe

Una manifestación en defensa del empleo convocada por la iniciativa popular Araba Borrokan ha unido en Vitoria a cerca de 2.000 trabajadores, entre ellos representantes de más de 60 comités de empresa, cerca de un centenar de secciones sindicales y diferentes movimientos sociales. La marcha ha partido a las siete de la tarde de la plaza de Bilbao de la capital alavesa y ha recorrido distintas calles hasta el centro de Vitoria.

Encabezada por una pancarta con el lema La lucha por el empleo es una lucha social, los participantes han coreado lemas en euskera como Contra el paro lucha obrera, Álava no se cierra y La lucha es el camino.

A pesar de su carácter local, los convocantes han querido con esta iniciativa promover una movilización conjunta de los trabajadores, al margen de siglas políticas o sindicales, para expresar su rechazo al desmantelamiento y privatización de los servicios públicos, las reformas laborales, la congelación de las pensiones y la subida del IVA, entre otras medidas.

La presencia de representantes de decenas de empresas y de todos los sindicatos, excepto ELA, en esta protesta ha llevado a sus organizadores a calificar de "hito" la convocatoria por haber conseguido la "unidad en el espacio sindical y social".

El objetivo de la protesta es defender el empleo y rechazar los despidos, ERE, desahucios, recortes en Sanidad o Educación, ya que a juicio de los convocantes estas medidas aplicadas supuestamente para salir de la crisis sólo están "aumentando el paro y la pobreza".

La plataforma organizadora, que surgió a iniciativa de trabajadores de empresas alavesas en conflicto, tiene previsto organizar otras protestas que unan a la clase trabajadora en defensa de sus derechos y confía en que el apoyo social y obrero logrado hoy en Vitoria se traslade a otras ciudades y pueblos de Euskadi.