Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
EL PEOR INCENDIO DE MADRID EN DÉCADAS

Unos 200 efectivos rematan las labores de extinción en la sierra oeste

Se mantiene el nivel de riesgo 1 del Plan de Incendios, en una escala de cero a 3

Efectos del fuego en una de las áreas afectadas.

Poco a poco el número de efectivos que está luchando contra el fuego en la sierra oeste de la región madrileña desde el pasado lunes, está bajando. De 650 efectivos (entre bomberos, técnicos forestales y militares de la UME) a 200. Desde primera hora de la mañana están trabajando 26 unidades terrestres, lo que representa unas 200 personas, que están siendo ayudados desde el aire por un helicóptero. Este se destinará a lanzar agua a los puntos menos inaccesibles de tal forma que se evite que se reproduzcan algunos focos que todavía están humeantes o que podrían desencadenar un nuevo incendio.

La Comunidad de Madrid ha dividido la zona del siniestro en cinco sectores, a los que ha destinado distintas brigadas, retenes y bomberos, además de los respectivos mandos. Estas unidades tienen encargado comprobar de manera continua que no hay ningún rebrote del incendio, además de remover y controlar los posibles rescoldos.

El número de efectivos se encuentra hasta el momento en el número más bajo desde que comenzó el incendio. Se mantiene todavía el nivel 1 del Plan de Incendios Forestales de la Comunidad de Madrid (Infoma), pero se espera que a lo largo de las próximas horas se pueda rebajar al nivel cero, el más bajo de todo el plan, lo que supone que el incendio se daría prácticamente por extinguido.

Fuente: agencias, elaboración propia. pulsa en la foto
Fuente: agencias, elaboración propia.

Las labores de control del incendio se están viendo favorecidas por un ligero decremento de las temperaturas y a que no sopla un viento excesivamente fuerte. Por parte de las autoridades, también se espera que a tener extinguido el incendio para poder dar de manera concreta y al detalle la superficie que han calcinado las llamas. Hasta el momento, el Gobierno regional no ha adelantado ninguna cifra. Ha argumentado para ello que el incendio está vivo y que podría cambiar el área total según avanzara el tiempo. Ni siquiera facilitó una estimación aproximada.

El incendio se originó el pasado lunes a las once de la mañana, cuando empezaron a arder cuatro zonas del terreno que separa los municipios de Robledo de Chavela y Valdemaqueda. El fuego se propagó en seis frentes debido a la intensidad del viento. El frente del monte de Santa Catalina, que va de la localidad de Santa María de la Alameda a Valdemaqueda fue el que más se tardó en estabilizar. El fuego se extiendió a lo largo de 18 kilómetros y llegó a unos 100 metros de la localidad de Valdemaqueda. Unos 2.000 vecinos tuvieron que ser desalojados.

El principal problema era la orografía del terreno, que dificultaba el acceso a una zona escarpada. Las carreteras afectadas por el incendio (la la M-505, la M-512 y la M-537) se mantuvieron cerradas desde primera hora del lunes y se abrieron el martes, cuando se controlaron cuatro se los seis focos. El servicio de Renfe también el pasado martes. Finalmente los vecinos de las urbanizaciones afectadas, pudieron volver a sus casas (Río Cofio, la Suiza, La Juntas, El Pimpollar y La Paradilla) también ese día.

650 efectivos para apagar el peor incendio en décadas

Un total de 650 efectivos ha colaborado en las labores de extinción y ha contado con 20 medios aéreos y 56 terrestres para erradicar el fuego. El lunes por la noche se sumaron a las labores de extinción 150 militares de la UME de la compañía de León. En total ha habido 346 militares en la zona.  El martes llegaron a la zona cinco aviones del Ministerio de Medio Ambiente (tres hidroaviones, un kamov, que sostiene una cesta con cuatro mil litros de agua, y dos brigadas helitransportadas) y dos helicópteros más cedidos por Castilla y León.

Todo para luchar contra el peor incendio en décadas en la Comunidad de Madrid, que ha quemado unas 2.000 hectáreas, y que probablemente es intencionado. La consejera de Justicia e Interior, Regina Plañiol, dio ayer una rueda de prensa en la localidad de Valdemaqueda donde incidió en las evidencias recabadas sobre la intencionalidad del fuego. "Hay que acabar con los pirómanos", recalcó cuando se cumplían 24 horas del incendio. 

El incendio en la sierra oeste de Madrid ha arrasado una de las zonas más valiosas del espacio protegido Red Natura 2000 de las cuencas y encinares de los ríos Alberche y Cofio, según informa Ecologistas en Acción. En esta zona viven tres de las especies más protegidas de Madrid: el buitre negro, el águila imperial y la cigüeña negra. "En Valdemaqueda se encuentra la segunda colonia de buitre negro más importante de la región, después de Rascafría", explica Ángeles Nieto, miembro de Ecologistas.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información