Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cifuentes hace un “balance muy positivo” de la actuación policial

"Ni soy generosa ni tengo mano blanda ni dura. Yo aplico la ley", dice de sí misma

“Tras el 15-M hay una organización y soporte económico”, declara la delegada

Los sindicatos policiales la felicitan por sus "órdenes claras" respecto al 15-M

La delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes.
La delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes. EFE

En sus primeras declaraciones tras los dos desalojos de la Puerta del Sol con 20 detenidos, la delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, ha considerado "muy satisfactorio" cómo se está desarrollando el aniversario del 15-M, al tiempo que ha calificado de "impecable" la actuación policial, ya que no ha habido incidentes relevantes ni se ha alterado el orden público. Los sindicatos policiales la han felicitado por sus "órdenes claras" respecto al 15-M.

Entrevistada esta mañana por ABC Punto Radio y por Onda Cero, Cifuentes, que estos días intenta combinar un discurso de firmeza con una imagen dialogante, se ha mostrado convencida de que detrás del 15-M, un movimiento que considera "heterogéneo", hay una "organización, infraestructura e, incluso, soporte económico".  "En general el balance es muy positivo, porque lo importante es que se ha conjugado el derecho a la manifestación y reunión con el derecho del resto de los ciudadanos a poder transitar con libertad por las calles", ha indicado la delegada para subrayar que, "sobre todo, se ha impedido una acampada que siempre se dijo que era ilegal".

El PSOE denuncia "obstáculos" al derecho de manifestación

El grupo socialista de la Asamblea considera "bastante ridícula" la posición de Cifuentes y del Ministerio del Interior en las concentraciones del 15-M, por abordarlas en "clave partidaria". Para el portavoz adjunto del PSOE José Quintana, "se ha intentado criminalizar a este movimiento y transmitir toda una estrategia del miedo".

Desde las mismas filas socialistas, su portavoz parlamentaria, Soraya Rodríguez, ha señalado que "ha habido algunas dificultades y obstáculos para el pleno ejercicio del derecho de manifestación que podían haber sido evitados".

También el portavoz de IU, Gregorio Gordo, ha lamentado la "desproporción de la Delegación del Gobierno en vigilancia y represión", a pesar de que los indignados "no han dado motivos para ello". El coordinador general de Izquierda Unida, Cayo Lara, ha asegurado que el Gobierno "podía haberse ahorrado" los desalojos.

Por su parte, el portavoz de UPyD, Luis de Velasco, ha opinado que 15-M "mantiene su impulso" y ha hecho un "balance satisfactorio" de las concentraciones en Madrid.

"En ambos casos [los dos desalojos] no ha habido que realizar ninguna carga; la intervención  de la policía ha sido absolutamente ordenada y mesurada", ha insistido. Bajo su punto de vista, el hecho de que ayer hubiera mucha menos gente en la Puerta del Sol en comparación con el sábado demuestra que el fenómeno "se ha ido desinflando". Sobre las críticas de Esperanza Aguirre, que consideró "generosa" a la delegada por permitir 36 horas de concentraciones, ha dicho: "Ni soy generosa ni tengo mano blanda ni dura, ni soy egoísta. Yo aplico la ley, y de la manera más literal posible". La delegada ha explicado al respecto que las causas de restricción del derecho de reunión y manifestación están muy delimitadas por la ley y que cuando se fijó establecer un límite horario fue para evitar que se produjeran acampadas.

Felicitada por los agentes

Preguntada por su asistencia a asambleas del 15-M, como desveló en una comparecencia pública la semana pasada, ha aclarado que fue a cara descubierta y para "ver las cosas sobre el terreno": "Nunca he ido camuflada ni de incógnito a una asamblea porque yo no me disfrazo ni para los carnavales". A su juicio, su presencia en ellas "no es nada extraño". "Yo vivo en Malasaña, al lado de mi casa hay una asamblea periódica". De su asistencia a las asambleas concluyó su "sensación" de "no es tan desorganizado como quiere dar a entender" y de que ya "no tiene que ver con movimientos sociales, sino con ideología de extrema izquierda y antisistema".

Los principales sindicatos de Policía han felicitado a Cifuentes por la ausencia de incidentes relevantes en las concentraciones y han ensalzado la "planificación" previa y las "órdenes claras" a la hora de actuar. En declaraciones a Servimedia, el portavoz del Sindicato Unificado de Policía, José María Benito, ha opinado que la actuación de los agentes ha sido "correcta" en todo momento y los episodios violentos resultaron "muy muy aislados".

Benito atribuyó gran parte del mérito a la Delegación del Gobierno, donde cree que se ha producido un "cambio de actitud" desde la llegada al cargo de Cifuentes. "Hace un año no hubo planificacion, nos pilló por sorpresa y se dejó hacer a los manifestantes lo que quisieron", se ha lamentado. En cambio, ahora se ha advertido previamente a los promotores del 15-M de que no se les permitiría acampañar en la Puerta del Sol y las Fuerzas de Seguridad actuaron de madrugada para evitar que los más radicales pasaran la noche entera al raso.

El portavoz de la Confederación Española de Policía, Lorenzo Nebreda, ha coincidido en que en esta ocasión apenas se han registrado "incidentes mínimos" por la claridad de las "directrices" de la Delegación del Gobierno. "La diferencia con el año pasado es que ahora ha habido planificación y las órdenes directas han sido claras", ha declarado a la misma agencia, para añadir que "el año pasado prácticamente no había órdenes, simplemente había tolerancia y tolerancia".

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Más información