Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

IU propone una ley y un fiscal contra la discriminación sexual

Diego Valderas hace hincapié en “erradicar los elementos de cualquier aspecto de exclusión social”

Diego Valderas, en Sevilla.
Diego Valderas, en Sevilla.

El coordinador general de IULV-CA y candidato a la Presidencia de la Junta de Andalucía, Diego Valderas, propuso este lunes la creación de una ley integral para evitar la discriminación sexual, así como establecer la figura de un fiscal en esta materia. Tras reunirse con Mar Cambrollé y Daniel González, representantes de colectivos LGTB (Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales) andaluces, Diego Valderas defendió que “los derechos sexuales tienen que situarse en condiciones de igualdad frente al retroceso o la involución en materia afectiva-sexual que la sociedad, de la mano de políticas muy conservadoras y muy retrógradas, pueda tener”.

Valderas afirmó que IU apostará por “erradicar los elementos de cualquier aspecto de exclusión social” por razón de sexo y desgranó para ello propuestas que incluyen una ley integral de no discriminación y la figura de un fiscal contra la discriminación en esta materia. El candidato de la coalición de izquierdas incluyó entre sus “compromisos de futuro” la apuesta por un plan de inserción laboral para la población transexual y el impulso de la educación en la diversidad afectivo-sexual y la igualdad ante el trabajo de estos colectivos.

“Hay que caminar hacia la creación de un servicio público para la promoción y defensa de la atención y la igualdad” de lesbianas, gais, transexuales y bisexuales, según Valderas. El coordinador andaluz de IU señaló que uno de los puntos centrales de su programa en esta materia es “la superación de desigualdades de género, respetando todos los elementos afectivo-sexuales que se dan en el conjunto de la población” y luchando asimismo contra la violencia de género.

Valderas hizo referencia al bicentenario de la Constitución de 1812, que se celebró este lunes, para resaltar el artículo 13 de esta norma, que recoge, según señaló, que “el objetivo del gobierno es la felicidad de la nación, puesto que el fin de toda la sociedad política no es otro que la felicidad de los individuos que la componen”. “Doscientos años después compartimos ese artículo”, subrayó Valderas.