Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Juana de Aizpuru inyecta vida al CAAC

La galerista presenta su donación de 26 obras y promete añadir más piezas

Juana de Aizpuru, ayer junto  a una obra de Juan Suárez. Ampliar foto
Juana de Aizpuru, ayer junto a una obra de Juan Suárez.

"Estoy más contenta que nadie de que todas estas obras estén aquí y la gente pueda disfrutarlas. Son trocitos de mí misma que vienen para acá. Yo quería apoyar al director [del Centro Andaluz de Arte Contemporáneo (CAAC)], porque con un presupuesto mínimo está haciendo un programa fantástico", aseguró el jueves en Sevilla Juana de Aizpuru cuando entró en la sala en la que el CAAC muestra las 26 obras de su colección particular que ha donado al centro.

Se trata de piezas fundamentales para entender la "eclosión" que se produjo en Sevilla en la década de los 60 y que rompió con el academicismo imperante. Las piezas, que permanecerán juntas hasta finales de marzo y después se integrarán en la colección permanente, comienzan con Estructura móvil (1966), de Gerardo Delgado, e incluyen una obra figurativa de José Ramón Sierra de 1969. De los setenta pueden verse obras de Juan Suárez, Claudio Díaz o Equipo Múltiple.

"Cuando Juan Manuel Bonet y Quico Rivas formaron Equipo Múltiple eran dos niños sabiondos, era increíble cómo se lo sabían todo. Estuvieron juntos solo tres años [1969-1972] pero los llevé a todos lados", recuerda De Aizpuru, quien en 1970 cogió el testigo de la galería La Pasarela en Sevilla y, desde entonces, no ha dejado de trabajar ni un día para dar a conocer a los artistas andaluces por el mundo. Su galería sevillana funcionó hasta 2004. Actualmente trabaja en el espacio de Madrid que está abierto desde 2003. En la donación figuran también nombres claves de la historia del arte contemporáneo andaluz como Rogelio López Cuenca, Pedro G. Romero, Federico Guzmán, José María Larrondo, Salomé del Campo y Nuria Carrasco, de esta última es la pieza más reciente del lote, 72.000 cm3 de preguntas, de 2002.

Juana de Aizpuru, fundadora de la Feria de Arte Arco de Madrid y de la BIACS de Sevilla, anunció el jueves que está a punto de trasladar a un solo almacén las obras que tiene dispersas en tres almacenes. "Cuando me cambie y revise las obras, donaré otras cosas que vea que tienen su sitio aquí", prometió. La galerista, con una memoria prodigiosa, tiene todas las obras de su colección en la cabeza. "Más que una colección es un fondo de galería en el que se pueden ver mis preferencias y mis pasiones", aclaró Juana de Aizpuru, quien espera que otros sigan su ejemplo.

El CAAC inauguró también ayer las muestras de la artista portuguesa Catarina Simão, Fuera de campo. Archivo de cine de Mozambique, y de la paquistaní Maryam Jafri, Sombras coloniales. La primera estará abierta hasta el 3 de junio y la otra, hasta el 17 de junio. Ambas exposiciones pertenecen a la sesión Acumulaciones de memoria, en la que se estudia cuestiones cercanas al colonialismo.