Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Picasso hereda a Temboury

El museo recibe la donación de 28 libros relacionados con el artista malagueño

Mari Paz Temboury sostiene uno de los libros donados al museo. Ampliar foto
Mari Paz Temboury sostiene uno de los libros donados al museo.

El Museo Picasso Málaga incorporará a su biblioteca, que tiene más de 7.000 documentos, 28 libros sobre el artista que pertenecieron a Juan Temboury, quien mantuvo vivo el vínculo del malagueño con su ciudad natal a través de su relación con Jaime Sabartés, secretario personal del pintor, informa Efe.

“Todos los libros tienen un punto en común, el entusiasmo y el cariño que mi padre ponía en todo lo relacionado con Picasso”, afirmó ayer Mari Paz Temboury después de firmar la donación junto al consejero andaluz de Cultura, Paulino Plata, y Bernard Ruiz-Picasso, nieto del artista y presidente del consejo ejecutivo del museo. Tras el reciente fallecimiento de María Dolores Villarejo, viuda de Temboury, para la familia supone “un honor” que estos libros permanezcan en esta biblioteca, añade.

“Siempre tuvimos claro que debían estar en el Museo Picasso de Málaga”, afirmó Mari Paz Temboury, quien ha destacado que, aunque no es un legado muy numeroso, sí tiene “mucho valor para los investigadores y, sobre todo, es muy entrañable y con mucho valor sentimental”. Entre los volúmenes dedicados se encuentra el ejemplar Picasso. Su vida y su obra, del historiador, artista y poeta Roland Penrose, quien escribió con letras de colores el nombre de Juan Temboury, algo que puso “muy contento” a éste, como rememoraba su hija.

El mecenas  mantuvo vivo el vínculo del pintor con su ciudad a través de Jaime Sabartés

También hay un ejemplar dedicado por Camilo José Cela de la revista literaria Papeles de Son Armadans, un libro de 1922 de Maurice Raynal o un grupo de tres libros escritos y firmados por Jaime Sabartés. Por su parte, Bernard Ruiz-Picasso ha resaltado la trascendencia de la donación, porque “en muchos momentos se olvida el origen y cómo las cosas se realizan”.

“Estos libros me emocionan mucho, porque dan evidencia de lo que es la amistad y el respeto de gente que hicieron posible el origen del Museo Picasso de Málaga”, señaló el nieto del artista en alusión a la relación de Temboury con Sabartés, que hizo las primeras donaciones a la ciudad de Málaga.Fueron aquellas donaciones las que animaron después a su madre, Christine Ruiz-Picasso, nuera del artista, a “iniciar todo el proceso” para la creación del museo. “Los libros tienen mucho valor porque recuerdan el inicio de toda esta historia”, insistió Bernard Ruiz-Picasso.

El consejero de Cultura subrayó que el Museo Picasso “quiere ser un centro cultural vivo donde se atienda particularmente lo relativo a la educación y a la investigación, y la incorporación de fondos como éstos ayudará a que sea un importante centro de documentación”. “Además, estos documentos ponen de manifiesto que la relación de Picasso con Málaga se mantuvo gracias a la llama viva de Juan Temboury, por lo que la donación aporta valor al Museo Picasso y a la memoria de Temboury”, añadió Paulino Plata. Entre los 7.000 documentos de la biblioteca del Museo Picasso figuran 125 catálogos razonados, 2.200 catálogos de arte, 3.000 monografías, los 900 volúmenes de la colección Bernardo Sofovich y libros ilustrados por Picasso. A esta cifra se suma el contenido del archivo del museo, que alberga el fondo fotográfico de Roberto Otero, con 3.700 documentos, y, a partir de ahora, el fondo Temboury. Juan Temboury (1899-1965) fue un erudito a quien Málaga le debe la consolidación de las infraestructuras culturales de la ciudad, especialmente la reconstrucción de la Alcazaba.