Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los mayores se conforman con la mejora del bono oro de Castedo

Oposición y vecinos mantienen su rechazo a la subida de las tarifas del transporte público

El acuerdo deja en 30 los viajes gratuitos al mes de los jubilados

La alcaldesa de Alicante, Sonia Castedo, del PP, logró el viernes el apoyo del Consejo Municipal de Mayores a su propuesta de modificar al alza el drástico recorte del sistema de bono oro para jubilados y pensionistas que la regidora planteó inicialmente. El PP, con el voto de los cuatro representantes de los centros municipales de mayores y el del concejal de UPyD, acordó dejar la cifra de viajes gratis en autobús para este colectivo en 30 desplazamientos al mes.

En contra de la propuesta votaron los representantes de CC OO, UGT, PSPV y EU. Las asociaciones de vecinos de la ciudad también mantienen su rechazo al acuerdo y exigen a Castedo un pacto global y retirar la subida de las tarifas del transporte público, tanto del autobús como del tranvía. El acuerdo de ayer, no obstante, está pendiente de ser ratificado por el pleno del Ayuntamiento.

Sonia Castedo planteó el pasado mes de diciembre, en el primer borrador del presupuesto, un recorte del bono oro para pensionistas de 90 a 12 viajes mensuales. La medida acarreó a la regidora una lluvia de protestas del colectivo. Un día antes de llevar al pleno el presupuesto, el pasado 27 de enero, Castedo se reunió con el Consejo de Mayores y le planteó suavizar al alza el recorte en los términos ayer validó el mencionado órgano.

Coste social

Los representantes del PSPV y EU y de los sindicatos plantearon una propuesta alternativa para mantener los 90 viajes hasta final de año, “y realizar un estudio para su posterior modificación”. El concejal del PSPV Manuel Ull señaló que el “ahorro que comportará el recorte no compensará el coste social que ha provocado”.

Mientras, el representante de CC OO, Manuel Parra, recordó que con la propuesta de Castedo “se pierden 60 viajes mensuales”. “Los responsables de esta situación son la alcaldía y los representantes de los centros de los mayores”, dijo el sindicalista. “Parece extraño que haya personas que voten en contra de los intereses de sus socios”, añadió.

El concejal de UPyD, Fernando Llopis, propuso realizar un estudio para adaptar el servicio a las circunstancias personales y económicas de cada beneficiario.

 

Más información