Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Jim Carrey ya no quiere ser Jim Carrey

“Fui muy afortunado de poder interpretarlo, pero ya no me veo reflejado en él”, asegura el actor en su reaparición en el programa de Jimmy Kimmel

El actor Jim Carrey en la presentación de "I'm Dying Up Here", serie americana de la que es productor.
El actor Jim Carrey en la presentación de "I'm Dying Up Here", serie americana de la que es productor.

"Jim Carrey ha sido un gran personaje y fui muy afortunado de poder interpretarlo. Pero ya no me veo reflejado en él”. Así de claro ha hablado el propio Jim Carrey que ha asegurado que en su nueva vida ya no hay hueco para la persona que ha sido durante tantos años y que ha acabado convirtiéndose casi en un personaje. Tras un largo tiempo lejos de los focos de la gran pantalla, el actor y productor ha reaparecido hace unos días sonriente y tranquilo en el programa de Jimmy Kimmel, donde ha hablado de sus nuevos proyectos sin dejar de lado el sentido del humor que le caracteriza.

La carrera profesional de Carrey, de 55 años, ha dado un giro radical en los últimos años para dejar atrás su faceta de cómico por la que se dio a conocer en los años 90 con películas como Ace Ventura, Dos tontos muy tontos o La Máscara y centrarse ahora en explorar desde el otro lado de la pantalla. Este miércoles acudía a la presentación de la serie americana de televisión I’m Dying Up Here que se estrenará el próximo 4 de junio y de la que es productor. “Yo solía ser un tipo que estaba experimentando el mundo y ahora siento que son el mundo y el universo quienes están conociéndome a mí", explicaba a Kimmel.

El pasado mes de abril el actor desató la curiosidad de todos cuando publicó una foto en su cuenta de Twitter donde se le veía con un aspecto muy desmejorado debido a la larga barba que se había dejado crecer. "La gente solo habla de mi barba, parece que nadie puede pensar en otra cosa. Cada conversación que tengo tiene que girar en torno a mi barba. Tiene su propia cuenta de Twitter. Gracias a Dios que le caigo bien", bromeaba el intérprete con el presentador.

Carrey se había mantenido fuera de la luz pública desde que en septiembre de 2015 su exnovia, la maquilladora Cathriona White, se quitara la vida, tan solo días después de que terminara su relación. Desde entonces saltaron las alarmas porque el actor fue demandado tanto por el marido de White como por la madre de la fallecida, quienes culparon a Carrey del suicidio de esta. Fuera de esta batalla legal, el intérprete se centra ahora en continuar con su trabajo como escritor y productor.

Más información