Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Así será la primera misión china a Marte

Una sonda no tripulada se lanzará en 2020 con el objetivo de que aterrice en el planeta y explore su superficie

El programa espacial chino avanza y uno de sus objetivos a medio plazo es lanzar una sonda a Marte. Las autoridades presentaron el martes los detalles del proyecto, con imágenes del satélite y del vehículo de exploración que, si se cumple el calendario y se superan las dificultades técnicas, llegarán al planeta rojo en el año 2021.

Prototipo de la sonda china que viajará a Marte.

El plan esbozado por China se basa en lanzar la sonda a mediados de 2020 a bordo de un cohete Larga Marcha 5. Tras siete meses de viaje y al llegar a la órbita de Marte, el módulo de aterrizaje se separará de la nave y tocará tierra en una zona de baja latitud en el hemisferio norte del planeta. Entonces un vehículo de exploración tratará de estudiar durante unos 92 días las características de la superficie y la atmósfera, enviando datos en tiempo real hacia la Tierra.

"Se trata de un desafío sin precedentes", aseguró el diseñador en jefe del proyecto, Zhang Rongqiao, citado por Xinhua. Según explicó, "solamente hay una posibilidad cada dos años para enviar una sonda de la Tierra a Marte, por lo que los requisitos de los plazos de lanzamiento son muy altos". Los científicos chinos, dice la agencia oficial, ya han desarrollado las tecnologías clave para la sonda, por lo que su desarrollo empezará pronto.

Las imágenes facilitadas muestran un robot de seis ruedas y cuatro grandes paneles solares. El vehículo explorador pesará unos 200 kilos e incorporará una cámara de detección remota y un radar que penetrará el suelo de Marte. China trató en 2011 de lanzar un satélite hacia el planeta, pero la sonda espacial -que iba a bordo de un cohete de fabricación rusa- no logró ni siquiera salir de la órbita terrestre y acabó desintegrándose en la atmósfera. Ahora el país asiático lo intentará de nuevo con diseño y fabricación íntegramente local.

Así será la primera misión china a Marte
AP

China invierte una cantidad ingente de fondos en su programa espacial, considerado estratégico por las autoridades, con el deseo de situar al país entre las grandes potencias del mundo en este ámbito: Estados Unidos y Rusia. Esta misión es la primera parte del programa de China en Marte hasta 2030. Si logra llevarse a cabo con éxito, Pekín planea un nuevo proyecto cuyo objetivo final sería traer a la Tierra muestras de la superficie del planeta rojo.

Entre los mayores logros de China en su carrera espacial está el aterrizaje de forma controlada de la sonda Chang'e 3 a la superficie lunar en 2013, algo que ningún país había logrado desde 1976. El aparato desplegó un robot de exploración, pero a los pocos días el vehículo tuvo problemas para replegar sus paneles solares y sufrió problemas mecánicos. Aun con estas dificultades, el aparato logró transmitir datos de forma intermitente durante casi dos años, mucho más de lo que esperaban los científicos chinos. El próximo paso es lograr que otra sonda, el Chang'e 5, traiga muestras de la luna a la Tierra.

Este año es especialmente intenso para el programa espacial chino. Al lanzamiento de su primer satélite de comunicación cuántica este mes se le sumará, a finales de año, la puesta en órbita del nuevo laboratorio espacial, el Tiangong 2. Después una misión tripulada -la sexta de la historia del país- viajará en la nave Shenzhou 11 hasta esta instalación para permanecer en ella durante 30 días.

Más información