ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

sábado, 31 de diciembre de 2011
MADRID

La subida del IBI aprobada por Rajoy inyecta 30 millones más al año a Madrid

"No tenemos previsto subir los impuestos", dijo ayer Ana Botella en su primera rueda de prensa como alcaldesa de Madrid. El deterioro de las constantes vitales de la economía amenaza con dañar los ingresos municipales en 2012, pero Botella confía en compensarlo con un nuevo plan de ajuste del gasto. El incremento de la presión fiscal aparece en cualquier caso en la hoja de ruta económica del Ayuntamiento como única opción ante un empeoramiento de la situación. Dado que este plan se basa en una previsión de crecimiento del 2,3% para 2012, año en el que el Gobierno central augura ya entrar en recesión, el alza de impuestos parecía ayer por la mañana inevitable.

Horas después, en efecto, se anunció esa subida, pero no fue Ana Botella la responsable sino el Gobierno central de Mariano Rajoy que, para aliviar de manera urgente las arcas municipales de todo el país, y a la espera de cambios más profundos en la financiación local, aprobó un incremento del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI), la principal manija recaudatoria de los ayuntamientos.

En el caso de Madrid, la subida será del 4% en los recibos de 2012 y 2013. Pero a este incremento hay que sumar el impacto de la revisión catastral realizada antes del verano, que se traduce en una subida del 5,7% anual durante el próximo decenio (un 74% total).

¿Cómo afectará a su recibo? Pongamos que en 2011 pagó 100 euros de IBI. Por la actualización del valor catastral, de media en 2012 le correspondía abonar 105,7 euros. Ojo, de media, porque la revisión afecta de manera diferente a cada distrito, cada barrio, cada bloque de pisos y cada vivienda. Por ejemplo, la media de subida en 10 años en Centro es del 117%; en Vicálvaro, del 32%.

En cualquier caso, tomemos como ejemplo ese recibo de 105,7 euros para 2012. Al aplicar la subida del 4% aprobada por el Gobierno ayer, al final se queda en 110 euros. Es decir, la subida en 2012 del IBI en Madrid será del 10%.

En 2013 hay que hacer el mismo cálculo: primero, la subida del 5,7% sobre los 105,7 euros de 2011 da 111,7 euros. Y hay que sumar el 4% del Gobierno, con lo que la factura final será de 116,2 euros. Es decir, un alza del 16,2% respecto al recibo de 2011.

El Gobierno ha eximido de esta subida extraordinaria al 50% de las viviendas con menor valor catastral de cada ciudad, que en el caso de Madrid son 700.000. La nota de corte es 89.237 euros, que en valor de mercado equivale a 241.181 euros (el catastral equivale al 37%, según los responsables municipales de Hacienda).

El Ayuntamiento calcula incrementar su recaudación en alrededor de 30 millones cada año (por ahora, solo 2012 y 2013). Por el IBI, en 2012 espera lograr 1.150 millones, casi una cuarta parte de los ingresos municipales totales.

El año que viene pondrá en marcha en cualquier caso bonificaciones en el IBI para los hogares más necesitados.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana