Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
El deterioro del empleo

La CEOE pide una nueva figura para jóvenes sin pagar despido

La modalidad no contempla prestación por desempleo, duraría hasta un año y no cotizaría a la Seguridad Social

La patronal se sacó ayer de la chistera un nuevo modelo de contrato laboral con nulos derechos. Propuso una nueva modalidad: afectaría a los jóvenes de hasta 30 años, no daría derecho a prestación por desempleo, no habría indemnización por despido, duraría entre seis meses y un año y no comportaría cotizaciones empresariales a la Seguridad Social. La propuesta y los detalles los enunció ayer el director de relaciones laborales de la CEOE, José de la Cavada, en los pasillos del Congreso.

El directivo de la patronal fue más allá. Precisó que se inspira en una medida francesa que "en el mejor de los casos" iguala el salario mínimo interprofesional (633,3 euros al mes), aunque eso en España podría revisarse. En el país vecino existen dos tipos de contrato para jóvenes cuya remuneración oscila entre el 25% y el 80% del salario mínimo, si bien el sueldo más bajo permitido legalmente está por encima de los 1.300 euros.

El paro juvenil está siendo uno de los principales problemas de la crisis. El lunes, sin ir más lejos, la oficina europea de estadísticas lo situaba en el 39,6% en España, cuando en Europa es del 20,9%. Estos datos han llevado al Gobierno a abordar específicamente el tema del paro juvenil en la mesa del diálogo social entre Gobierno y agentes sociales.

De la Cavada -que acude habitualmente a las reuniones del diálogo social- afirmó que ya ha hecho su propuesta de "contrato de inserción" a sus interlocutores y que no ha sido bien recibida.

Desde la orilla sindical, se admite que se ha hablado del tema en algún momento, pero "informalmente" y sin detalles, por lo que no han interpretado que CEOE estuviera haciendo una propuesta oficial. Además, recuerdan que el Gobierno ha rechazado abrir un debate sobre modalidades contractuales.

La propuesta de la patronal llega cuando crece el malestar interno por la firma a comienzos de febrero del pacto salarial. No obstante, en el seno de la organización se cree que con la propuesta lanzada ayer no es una maniobra de distracción, sino que pretende llamar la atención hacia lo lento que camina el proceso de diálogo social abierto en febrero.

Por su parte, los sindicatos, también molestos con el ritmo lento de las negociaciones (dos citas por semana), recuerdan que en España ya hay dos tipos de contratos de inserción de jóvenes en el mundo laboral: el de formación y el de prácticas. Y en ambos casos, el contratado tiene que cobrar al menos el salario mínimo interprofesional.

Las palabras del directivo de CEOE llegaron tras comparecer en la Comisión de Trabajo para hablar de subvenciones a la contratación. Antes que él, hablaron ante los diputados el secretario de Acción Sindical de UGT, Toni Ferrer, y la responsable de Empleo de CC OO, Paloma López. Ambos sindicalistas señalaron que el sistema de bonificaciones debe ser revisado. En su opinión, las subvenciones tienen que dirigirse a colectivos concretos y no universalizarse.

* Este articulo apareció en la edición impresa del Miércoles, 3 de marzo de 2010