ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

viernes, 18 de julio de 2008

Imputada en la trama de Estepona la hija del presidente del Senado

El edil que denunció irregularidades es el nuevo alcalde

La juez que investiga la trama de corrupción en el Ayuntamiento de Estepona (Málaga) formalizó ayer la imputación por cohecho y prevaricación a Patricia Rojo, hija del presidente del Senado, Javier Rojo, que es coordinadora del área municipal de Urbanismo. La juez no ha adoptado ninguna medida cautelar contra Patricia Rojo, a quien ayer tomó declaración durante una hora. A la salida del juzgado, ni Rojo ni su abogado quisieron hacer comentario alguno a la prensa.

Abogada de profesión, Patricia Rojo fue contratada por el ex alcalde socialista Antonio Barrientos en su primer mandato (2003-07), en el que gobernó en coalición con el Partido Estepona (PES), fundado por ex dirigentes del Grupo Independiente Liberal (GIL). Barrientos encomendó a Rojo la gerencia municipal de Urbanismo. Cuando la policía realizó las detenciones y los registros de la operación Astapa el pasado 17 de junio, registró el despacho de Rojo. Pocos días después, la coordinadora de Urbanismo fue citada a declarar a comisaría imputada por delitos de cohecho y prevaricación, que ayer fueron ratificados por la juez instructora, Isabel Conejo.

Justo un mes después de la detención de Barrientos, el pleno de Estepona eligió ayer nuevo alcalde al también socialista David Valadez, que recibió los apoyos de seis de los siete concejales que le quedan al PSOE -la edil María Miralles no acudió al pleno-, y los cuatro votos de los otros partidos que formaban la coalición de gobierno, dos del PA, uno de IU, y otro de Estepona 07. También votó a favor el edil imputado en la trama y expulsado del PSOE Francisco Zamorano.

Valadez, de 31 años, fue uno de los concejales que informó a la ejecutiva provincial del PSOE de las presuntas irregularidades del equipo de gobierno. En la anterior legislatura, se enfrentó a Barrientos, que llegó a destituirle como portavoz del grupo municipal socialista cuando se negó a asistir a un pleno para aprobar un convenio urbanístico. Ayer anunció que su primera medida será reducir "considerablemente" el sueldo de alcalde, que Barrientos fijó en 97.210 euros anuales, el sexto más alto de España.

La elección de Valadez fue sorprendente y su candidatura se decidió minutos antes del pleno. En principio, el PSOE se había inclinado por el hasta ahora concejal de Urbanismo Rafael Duarte. Pero ayer la juez también se ratificó en imputarle delitos de prevaricación, cohecho y omisión del deber de denunciar. La dirección del PSOE, que a diferencia de los otros ediles imputados mantiene su confianza en Duarte, prefirió "no correr riesgos", por lo que, a petición del propio edil, optó por retirar su candidatura.

Patricia Rojo.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana