ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

miércoles, 14 de julio de 2004

Santiago espera a 90.000 personas para los Concertos do Novo Milenio

Santiago de Compostela 14 JUL 2004

La gran traca del Xacobeo 2004 comenzará a crepitar mañana en el auditorio del Monte do Gozo, en Santiago de Compostela, cuando Agnes Castaño, la vocalista de la banda barcelonesa Lilith, abra el primero de los tres Concertos do Novo Milenio. La grandilocuente denominación sirve de etiqueta para un macrofestival de rock y pop caracterizado por su eclecticismo y que se prolongará durante tres jornadas. La organización del Xacobeo espera reunir a 30.000 personas por día con el reclamo de estrellas como Bob Dylan, Lou Reed, The Cure o Chemichal Brothers.

A la principal de las apuestas de la Xunta de Galicia para el programa cultural del Año Santo se le puede achacar cualquier cosa excepto carencia de variedad de estilos y de generaciones. Por el auditorio del Monte do Gozo pasarán desde pioneros como Dylan y Reed hasta nuevas bandas británicas y estadounidenses -casos de Muse, Starsailor o Gary Jules-, con el añadido de dos de los grandes grupos de los años ochenta, The Cure y Echo & The Bunnymen. Los sonidos de los Concertos do Milenio conjugarán la aspereza precursora del punk de Iggy Pop, acompañado de su banda primigenia, The Stooges; el folk almibarado de The Corrs; el martilleo electrónico de Chemical Brothers o el hip-hop de Massive Attack.

Servicios especiales

La programación de pop del Xacobeo arrancó hace dos semanas con un aperitivo un tanto indigesto, el concierto de los Red Hot Chili Peppers, ensombrecido por graves problemas de audición que levantaron protestas entre parte del público, unas 30.000 personas que habían llenado el auditorio del Monte do Gozo. La organización declinó entonces cualquier responsabilidad en las deficiencias sonoras y anuncia que esta vez se ha duplicado la potencia del sonido en el anfiteatro al aire libre, 150.000 vatios frente a los 80.000 del equipo instalado por la banda californiana.

Pese a la decepción que dejó el concierto de Red Hot Chili Peppers, para esta ocasión se han vendido ya 70.000 localidades, y la organización espera alcanzar las 90.000. Para la jornada del viernes no quedan entradas, a no ser que se adquiera el bono por tres días, por 70 euros. Las localidades para cada día cuestan 25. Habrá servicios especiales de transporte público desde el centro de Santiago en un intento de evitar atascos.

Las estrellas de la jornada de mañana serán los Chemichal Brothers, que tienen previsto salir al escenario a las 0.45, tras Lilith, la única representación española, The Darkness, Iggy Pop y Massive Attack. Con el lleno garantizado, The Cure cerrarán los conciertos del viernes precedidos por Starsailor, Muse y Lou Reed. A Bob Dylan corresponde el privilegio de cerrar el festival con una actuación que, si se cumplen las previsiones, se prolongará hasta las tres de la madrugada. Antes calentarán el ambiente los californianos Gary Jules, los renacidos Echo & The Bunnymen y The Corrs, los penúltimos, que cederán el testigo al incombustible genio de Minnesota.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana