Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno catalán liquida contratos con Hidroplant, la empresa de la esposa de Pujol

La firma vendió plantas a cuatro departamentos y conservaba el mantenimiento de éstas en tres

El Gobierno catalán ha empezado a liquidar los contratos que diversos departamentos tenían con la empresa Hidroplant, entre cuyos propietarios figura Marta Ferrusola, esposa del ex presidente Jordi Pujol. Hidroplant se dedica a la jardinería y proporcionó plantas ornamentales y el mantenimiento de éstas al menos a cuatro departamentos: Presidencia, Economía, Gobernación y Medio Ambiente. Ferrusola actuaba como agente comercial de la firma.

En las últimas semanas el Ejecutivo catalán ha suprimido los contratos de jardinería que tenían los departamentos de Presidencia y Medio Ambiente y Vivienda. El de Economía lo canceló cuando aún ocupaba CiU el Gobierno de la Generalitat.El contrato con el Departamento de Presidencia incluía el mantenimiento de las plantas de la Secretaría de Juventud, que ahora pasará a depender de Enseñanza. El importe de este contrato rondaba los 18.000 euros anuales.

Medio Ambiente y Vivienda, dirigido por Salvador Milà (ICV), ha cancelado el contrato que tenía con Hidroplant, cuyo coste era ligeramente inferior a 6.000 euros anuales. El departamento ha contratado ya para el mismo cometido a otra empresa y ha tenido en cuenta que en ella trabajaran personas con alguna discapacidad.

Queda el contrato del Departamento de Gobernación, que expirará en breve. Un portavoz de Hidroplant aseguró que ésta no optará a la renovación y añadió que la empresa descarta acudir a licitaciones ya que la firma no está interesada en trabajar con el sector público. En 1999, Marta Ferrusola reivindicó públicamente su derecho a trabajar con el Gobierno catalán.

Hidroplant se dedica a la comercialización y el mantenimiento de plantas cuya característica más destacada consiste en que para su cultivo no se utiliza tierra, por lo que, a juicio de sus representantes, resultan más higiénicas y fáciles de mantener que las tradicionales. La familia Pujol Ferrusola tiene el 15% de la firma. Otros accionistas son Aguas de Barcelona (30%) y Manuel Raventós (30%).

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 18 de febrero de 2004