ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

viernes, 22 de marzo de 2002

Batallas campales entre partidarios y adversarios de Chávez en Venezuela

Principio de acuerdo con ejecutivos petroleros

La capital Caracas y Barquisimeto, una ciudad del oeste del país, han sido la madrugada del jueves escenario de batallas campales entre seguidores y adversarios del presidente Hugo Chávez. Las rencillas, a puñetazos, palos o pedradas, han puesto una día más de manifiesto la tensión social que vive Venezuela. Al mismo tiempo, los altos ejecutivos y la dirección de la empresa Petróleos de Venezuela (PDVSA) llegaron a un principio de acuerdo para reestructurar la empresa que pone fin al conflicto que les enfrenta.

Varias personas resultaron heridas en los disturbios en Barquisimeto al enfrentarse seguidores de Chávez con miembros de la Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV), el principal sindicato del país y cabeza de la oposición sindical al presidente. Horas después, un grupo de universitarios que reclamaban en Caracas más dinero para la educación se encararon con los seguidores de Chávez que suelen rodear el Palacio de Miraflores, sede de la Presidencia. Al menos cuatro personas resultaron heridas en los enfrentamientos.

Al mismo tiempo, la Guardia Nacional se desplegó en la ciudad andina de Valera después de que la policía local se mostrara incapaz de detener los saqueos y asaltos realizados el pasado martes por grupos de incontrolados.

Chávez declaró en un discurso que sus oponentes, a los que calificó de 'pobres hombres', le veían como 'un diablo rodeado de azufre'. Horas después, ante las preguntas de los periodistas, que, a su llegada a la cumbre de Monterrey, le insistían sobre la caótica situación que vive el país, Chávez replicó: 'Por primera vez en muchos años Venezuela es gobernable'.

La agencia Efe informa de un principio de acuerdo en el enfrentamiento que dura ya meses sobre la reestructuración de la empresa petrolera PDVSA. El parlamentario Luis Salas, presidente de la comisión de la Asamblea Nacional nombrada para mediar en el conflicto, indicó que el consenso para acometer la reestructuración de la empresa se alcanzó la noche del miércoles, tras intensas negociaciones con ambas partes. Salas dijo que los detalles de la reestructuración deberán negociarse después que los ejecutivos y la directiva ratifiquen el compromiso para finalizar el enfrentamiento y sentarse a conversar sobre la nueva configuración de PDVSA.

Salas señaló que este principio de acuerdo implica la suspensión de los actos de protesta por parte de los empleados y la anulación de cualquier expediente disciplinario abierto contra quienes los han impulsado. El diputado oficialista Nicolás Maduro aseguró que la gran mayoría de los trabajadores administrativos acudió hoy al trabajo, aunque no está claro que la alta gerencia haya hecho lo mismo.

Partidarios y opositores de Chávez se enfrentan a pedradas en la localidad de Barquisimeto. / ASSOCIATED PRESS

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana