Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Chaves y Pacheco irrumpieron en el podio

Los hechos sucedieron el pasado 26 de octubre, cuando Manuel Chaves, presidente de la Junta de Andalucía, y Pedro Pacheco, alcalde de Jerez, irrumpieron en el podio del circuito de velocidad jerezano para entregar los trofeos a los vencedores de la prueba y al campeón del mundo Jacques Villeneuve, rompiendo el protocolo establecido.Pacheco y Chaves no pudieron acceder en principio al podio ya que un agente de seguridad de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA) no lo permitió. Tras algún forcejeo y alguna palabra malsonante los guardaespaldas de Pacheco y Chaves desplazaron al agente de la FIA e irrumpieron en el acto que tenía lugar. Ambos políticos declararon que la prueba la pagaban ellos y, por tanto, debían entregar los trofeos a los ganadores. Dicho acto iba a estar formado en principio por Max Mosley, presidente de la FIA; Carlos Gracia, de la Federación Española de Automovilismo, y el tenor Plácido Domingo.

Finalmente, los premios fueron entregados por Max Mosley, Manuel Chaves y Pedro Pacheco. Este último se quejó de que Carlos Gracia llevara el protocolo cuando el Ayuntamiento de Jerez y la Junta de Andalucía se repartieron el coste de la prueba. El Ayuntamiento jerezano abonó 1.000 millones de pesetas, mientras que la Junta aportó 300 millones.

* Este articulo apareció en la edición impresa del Sábado, 13 de diciembre de 1997